jueves, 3 de diciembre de 2015

La Bestia. Anders Roslund y Börge Hellström


     "No debería haberlo hecho.
     Vienen hacia aquí. Ya han llegado.
     Descienden por la cuesta, pasan por delante de la barra de ejercicios. Ahora están a veinte metros de distancia, quizá a treinta. Han llegado hasta las plantas de pétalos rojos. Son idénticas a las plantas de la unidad de seguridad de Säter, las que están cerca de la puerta principal. Suponía que eran rosas o algo así.
     Él no debería haberlo hecho."

     Me regalaron este libro hace ya un tiempo y he tardado en decidirme a leerlo. La temática se me antojaba dura, pero sabía la buena fama y acogida que tuvo así que al final, le llegó el turno. Hoy traigo a mi estantería virtual, La Bestia.

     A veces no hay forma de describir los hechos de otras personas, mentes enfermas, que decir que son bestialidades. Eso es justo lo que hace un terrible asesino con dos niñas pequeñas, que aparecen en un sótano tras haber sufrido todas las torturas imaginables, y alguna que no llegamos a imaginar. Por suerte, el autor está en prisión... hasta que escapa. La alarma social se enciende y otra niña aparece violada y asesinada, para desesperación de un padre que parece optar por creer en su propia justicia ante un hecho así.

     La pederastia es un tema durísimo, qué duda cabe. Pero los delitos sexuales existen y se producen a víctimas de todas las edades. De hecho, los autores de esta novela dan unas cifras impresionantes sobre este tema en su país y en la forma de tratar a los condenados por dichos delitos, procurando mantenerlos alejados del resto de los presos por miedo a las represalias que puedan tomar contra ellos. Porque no sólo habla de los delitos, sino también, y sobre todo, de las reacciones sociales ante ellos. Desde el juez al médico pasando por el carcelero, el vecino, el psiquiatra o el padre de la víctima es una novela en la que se suceden las reacciones de una sociedad frente a un tipo de delitos hasta focalizarlo en el asesino del que trata la trama. Y, por encima de todo, y es ahí donde sobresale con creces la historia, es una novela que implica al lector. No sólo por un interés genuino en la trama, sino por las reacciones que es capaz de provocarle al respecto. Es cierto que elige un tema escabroso, pero también que las cuestiones que llega a plantearse uno durante su lectura trascienden incluso la trama en sí.
     Un primer capítulo brutal, y una primera parte que nos va presentando vidas, personajes y sucesos, son la forma que tienen de abrir boca estos autores para dejarnos una estupenda novela que se acelera en la segunda parte ahogándonos con lo que nos relata. De lo difuso a lo concreto, nos centramos en el padre de esta última niña para empezar a movernos y posicionarnos  mientras asistimos a uno de esos casos que trascienden a la sociedad calando fuertemente en ella. Descripciones precisas, incluso de aquello que tal vez no nos hubiera gustado saber, procura mantenerse siempre dentro del buen gusto y no resultar agresiva en sus partes más delicadas. De hecho, a medida que avanzamos en la novela, los silencios toman casi la misma fuerza que los hechos que nos iban describiendo en la primera parte.

     Pareciera que me he desviado del argumento, pero ese es justamente el mérito del libro. Nos presenta a la bestia, nos enseña lo que hace, la enjaula y luego escapa repitiendo aquello que la da el nombre. Y ahora... empecemos a rodar. Dejemos que nos espoleen y hagan salir nuestros instintos más razonados, y alguno que tal vez no lo sea tanto y pongámonos en el lugar de.... en todos los lugares. En todos los de una sociedad como la nuestra, en la que siguen sucediendo este tipo de cosas. Y hablamos de víctimas, verdugos, desencadenantes y justificaciones. Porque leer esta novela es justo eso.

     La Bestia ha resultado un gran libro capaz de hacer algo complicado, traspasar la barrera de la opinión hasta la de las convicciones. Pocas veces un lector se involucra tanto como con este libro. Buscaré más de esta pareja.

     Y vosotros, ¿recordáis cuál fue el último libro que no os dejó precisamente indiferentes?

     Gracias

28 comentarios:

sabores compartidos dijo... [Responder]

Bueno creo que este libro por su temática no creo que deje indiferente a nadie. Me lo apunto.
cuidate unos besotessssssssssssss

Rachael Calabrian dijo... [Responder]

Parece un libro interesante. Hace poco vi dos películas alusivas al tema: El secreto de sus ojos, de J.J. Campanella; y Musarañas, de Esteban Roel y J.F. Andrés. Ambas trataban de violación, aunque sólo una de la pederastia. Por otro lado, estoy leyendo Los campos de la muerte, de Kotek y Rigoulot. No sé si mi predilección por las lecturas y películas acerca de personas perturbadas me convierte también en otra perturbada (casi seguro), lo que sí sé es que la mente humana no deja de fascinarme, maravillarme, horrorizarme y sorprenderme. Leeré el libro. Estupenda reseña. Un saludo.

Angela Leon dijo... [Responder]

Pues fijate acabo de Terminar Milena o el fémur más bello del mundo y la temática es la trata de mujeres y también me he quedado "patidifusa" porque la historia de Milena y de tantas otras mujeres anónima te golpea a lo largo de toda la lectura.
Me apunto tu recomendación, aunque me consta que será un libro duro.

Bs.

Tamara López dijo... [Responder]

Este sí que lo conozco, y la verdad es que no me importaría leerlo.
Un beso :)

Mª Ángeles bookeandoconmangeles dijo... [Responder]

Pues me lo llevo anotado. Se ve que la temática es dura pero me parece interesante y no conozco a los autores.

Besos

Yakoytroy dijo... [Responder]

A mi lista de pendientes va. Un besote

albanta dijo... [Responder]

Un tema muy duro que ahora mismo no puedo afrontar. Quizás en otra ocaión

Mi Álter Ego dijo... [Responder]

Pues sí parece muy duro pero no lo descarto. Besotes!!!

Ricardo Carrión dijo... [Responder]

Me parece un libro bastante crudo, no me creo capaz de leerlo, estos libros realmente me deprimen, gracias por la reseña. Saludos!

Ricardo Carrión dijo... [Responder]

Me parece un libro bastante crudo, no me creo capaz de leerlo, estos libros realmente me deprimen, gracias por la reseña. Saludos!

Nube Cleyra dijo... [Responder]

Me lo apunto, a pesar del tema duro y tan repelente, me gusta lo que cuentas sobre el libro.
Besos!

Atalanta dijo... [Responder]

Ay, no. Este no es un libro para mí.
Un beso!

Margari dijo... [Responder]

Muy duro este tema. Pero desde luego tu reseña es para no dejarlo pasar.
Besotes!!!

Buscando- mi -equilibrio dijo... [Responder]

Ay madre, esto me dejaría tocadísima.
Durísimo....
Pero ya sabes que si me lo recomiendas, me lo leo.
Besotes.

CHARO dijo... [Responder]

Tengo el libro y fui incapaz de terminar de leerlo.Besicos

Tere dijo... [Responder]

Me apunto el título, no conozco a los autores pero siempre esa sensación de 'no quiero' pero 'necesito' saber.

Mona Lisa dijo... [Responder]

¡Hola!
Pues es un libro que, tal y como lo presentas, me llama un montón. Justamente el tema me toca bastante (por suerte no personalmente) sino por la carrera. Así que tengo mucha curiosidad. Eso que dices de la opinión de la sociedad es muy cierto. Y que un libro no te deje indiferente es un mérito muy importante.
A mi el último que no me dejó indiferente fue (y no tengo ni que pensarlo) "La naranja mecánica" de Anthony Burgess. Inquietante hasta decir basta. Y la peli de Kubrick hace lo mismo pero versión audiovisual.
Un beso y gracias por compartir la reseña :)

Shiro Okomura dijo... [Responder]

Hey, tiene buena pinta pero esta temática no es que me guste demasiado, es cómo muy fuerte para mí jaja, besos :3

Rober dijo... [Responder]

Todo lo que no sea indiferencia lectora siempre es atractivo, no hay cosa que me dé más rabia que que una novela me deje un poco sin más.

El tema desde luego es tan delicado como siempre actual, me gusta lo que nos comentas sobre la manera de abordarlo.

Un besín!

Mi tarde junto a un libro dijo... [Responder]

Hola! No descarto leerlo en un futuro, así que anotado me lo llevo.
Besos!

Neftis dijo... [Responder]

Por ahora no entra en mis planes de lectura.

Saludos

Shorby dijo... [Responder]

Bueno bueno, me lo llevo =)
Este es de los míos sin duda.

Besotes

J.P. Alexander dijo... [Responder]

Uy no e smi tipo de lectura capaz me anime pero por le momento no.

Marisa G. dijo... [Responder]

Ay,... este de momento lo dejo para más adelante. En navidades como que no. Besos.

Yossi Barzilai dijo... [Responder]

Aquí sí que no necesito un "ya me dirás", se viene pero déjame que te felicite por la reseña porque es difícil, muy difícil que más de uno salga corriendo pero la has hilado con una contundencia asombrosa!!!! Retazo de reseña. Besos :)

Carax dijo... [Responder]

A pesar de que se ve que es duro, creo que podría disfrutarlo en el momento adecuado
Besos

Raúl Omar García dijo... [Responder]

Creo que merece una lectura obligatoria. Estos temas suelen incomodar al lector, pero bien contadas son geniales.
Saludos.

Libros que voy Leyendo dijo... [Responder]

Después de leer tu reseña no me queda otra opción que leer este libro. Me gusta esa sensación que dejan este tipo de libros, que te hagan pensar, que te incomoden. Gracias por la reseña

besos