jueves, 7 de abril de 2016

Adiós en azul. John D. MacDonald


     "Iba a ser una velada tranquila y hogareña.
     El hogar es el Busted Flush, una casa flotante tipo gabarra de dieciséis metros de eslora, amarre F-18, Bahía Mar, Lauderdale.
     En el hogar es donde encuentro intimidad. Corres todas las cortinas opacas, cierras las escotillas y con el susurrante zumbido del aire acondicionado amortiguando todos los ruidos del mundo exterior, consigues olvidarte de que tienes pegados a los de la embarcación vecina."

     Una de mis películas favoritas es El cabo del miedo, o del terror dependiendo de la versión a la que estemos mirando. Bien, el autor del libro en el que se basa es MacDonald, así que me resultó imposible no fijarme en este título. Por eso, hoy traigo a mi estantería virtual, Adiós en azul.

     Conocemos a Travis MacGee, un hombre que se dedica a recuperar lo irrecuperable a cambio de la mitad del botín que consigue devolver a su dueño. Dicho así suena peligroso, y lo es. Esta suerte de detective que vive en una barcaza y sólo acepta trabajos cuando va corto de dinero, se ve involucrado en la vida de una joven bailarina que acude a él para contarle su triste historia. Descubrirá así que un hombre llamado Junior Allen, ha robado a esta chica tras dejarla hecha trizas, y también que no es la única mujer que sufre las consecuencias de Allen. Ahora Travis va a ir en su busca para recuperar lo que es de Cathy.

     Adiós en azul es la primera entrega de una serie de novelas protagonizadas por Travis MacGee que se puede leer sin necesidad de continuar la saga ya que tiene un desenlace que bien hubiera podido ser de un libro único. Dicho esto, añadiré como curiosidad que todas los títulos de la saga de Travis, incluyen un color, tal vez puesto ahí como seña de identidad del autor, o tal vez para diferenciarlos entre las aproximadamente ochenta novelas que dejó en su haber MacDonald: un autor tan poco conocido en general, como alabado por su obra.

     En este caso nos enfrentamos a una novela corta en la que se percibe, lo primero, el tono influenciado por el momento en que fue escrita. Estamos en 1964 y el autor habla de transportes aéreos, soldados y contrabando, de hombres convertidos en magnates y mujeres poco más que floreros a simple vista pero a las que hay que conocer para descubrir su verdadera historia. Todo esto se acompaña por un tono entre chulesco y descastado para dirigirse a su detective y una puntuación en los diálogos que hace que su protagonista y narrador parezcan unirse y desunirse en muchos momentos, consiguiendo así que el lector no sólo vaya descubriendo datos, ino también sentimientos de este peculiar protagonista al que no duda en despojar puntualmente de su duro revestimiento.

     La historia, de chicas desvalidas que demuestran su tremenda fortaleza tras sufrir los abusos de un canalla maltratador llamado Allen, es tan sencilla como interesante, y el lector se ve empujado a devorar página tras página para saber si finalmente se encontrará con el esperado cara a cara entre estos dos hombres. Despoja además a la narración de todo artificio, incluso de diplomacia en muchos momentos, y la caracterización de sus personajes viene dada por los pensamientos de Travis, al que MacDonald describe como un holgazán y cuyos datos físicos nos va dando poco a poco y sólo cuando son estrictamente necesarios. Es curioso además, como no duda en convertir al detective en salvador o galán buscavidas dependiendo del momento, y como cubre finalmente toda la historia de una pátina que recuerda a aquellas películas en blanco y negro en las que nos acompañaba la voz en off del detective de turno. De hecho es una novela que se lee casi con nostalgia de un género que ha evolucionado tal vez demasiado deprisa por ir empujado por las modas, y por eso se disfruta incluso más cuando nos encontramos con un libro con regusto a tono clásico de la novela negra.

     Comenzaba diciendo que el autor es el culpable de El cabo del miedo, y es cierto que encontramos ciertas similitudes en la trama. Malos malísimos, mujeres incautas y agua que nos confirman que no nos hemos equivocado de autor, y que nos recuerdan aquellas escenas protagonizadas por Robert de Niro.

     Me ha gustado. He disfrutado tanto con la trama cuyo final es perfecto como con el tono del libro que me ha recordado a años que no viví pero que si leí o vi en películas pasadas. Hay libros que no aguantan bien el paso de los años, a otros sin embargo, ese paso del tiempo les otorga un plus, una suerte de encanto especial que hace que aumente su valor. Estamos ante el segundo caso. De hecho pienso continuar con esta saga, voy a seguir conociendo a Travis MacGee.

     Y vosotros, ¿no os ha pasado que os encontráis con historias que pierden encanto con el paso de los años? Pensad por ejemplo en la ciencia ficción.

     Gracias.

25 comentarios:

Tatty dijo... [Responder]

No tiene mala pinta, no me importaría probar aunque pertenezca a una saga
Besos

Raúl Omar García dijo... [Responder]

Una muy buena recomendación. No sé por qué se me vino a la mente el Tony Rome de Sinatra cuando describiste a este protagonista. En Argentina se conoce a la película de la otra novela como Cabo de miedo. Me debo la primera versión, la del otro Robert: Mitchum.
Me encontré con miles de historias que pierden encanto con el paso del tiempo, pero se debe a la edad a la que uno la leyó. Pero sucede también a la inversa, tanto en cine como en literartura.
Saludos.

sabores compartidos dijo... [Responder]

uhmmm parece interesante por lo que cuentas asi que me lo apunto. Sobre tu pregunta es verdad y sobre todo en ese género.
unos besotessssssssss

Xavier Beltrán dijo... [Responder]

A mí no me llama demasiado, y con la lista de pendientes que tengo creo que la dejaré pasar.

Un besito.

Mª Ángeles Bk dijo... [Responder]

No conocía esta historia pero pinta bien y si además es corta y queda cerrada la trama me la llevo para intercalar.
Besos

MaraJss dijo... [Responder]

Pues fíjate que yo tengo especial aversión (que nadie me pregunte por qué, no tengo ni idea) por esta década en particular. No sé, no me termino de ver y me cuesta un montón entrar en las tramas. Rarezas literarias. xD
Besos.

Inés dijo... [Responder]

Aunque suena atractivo lo que cuentas, de momento no me lo llevo.
Un beso

Violeta dijo... [Responder]

Hola!
La verdad que sí, que con el paso del tiempo historias que me gustaron mucho, luego se han quedado en nada. En cuanto al libro lo dejo pasar, no termina de llamarme. Besotes

Isa Martínez dijo... [Responder]

¡Hola!
No conocía al autor y me parece curioso que cada título de esta "saga" lleve un color. Me gusta que las chicas desvalidas vayan mostrando lo fuertes que son.
No descarto darle una oportunidad si me lo encuentro por la biblioteca.
Un beso

Mi Álter Ego dijo... [Responder]

Pues me ha llamado mucho la atención. Tengo que hacerme con obras suyas. Un besote!!!

Buscando mi equilibrio dijo... [Responder]

Wow! Qué pinta!
Ale, a la wishlist!
Besossss

Sara dijo... [Responder]

Viendo que se puede leer de forma independiente, quizá me anime con él.
Besos:)

Lady Aliena dijo... [Responder]

No puedo con la ciencia ficción. Sobre todo me hace gracia cuando has leído un libro que transcurría en el imaginario año 2015, por poner un ejemplo, y ves que no dan ni una. Un beso.

CHARO dijo... [Responder]

Voy a empezar viendo El Cabo del Miedo pues me ha llamado la atención.Besicos

Abuela Ciber dijo... [Responder]

No leo ciencia ficcion, lo lamento
Cariños

Martina A.Britt dijo... [Responder]

Pienso en esas novelas que generaron ciertos sentimientos en momentos de mi vida. Por ejemplo, las novelas de Ian Fleming y su personaje 007 tienen para mí una regresión a una época que no vivi pero que imagino ahora igual que en su momento.

Abracalibro dijo... [Responder]

Me pasó con el principio de mi lectura actual, La guerra de las mujeres, de Alexander Dumas, que me pareció que había envejecido mal. Aunque he de reconocer que, a medida que avanza la lectura, me está gustando bastante.
Genial reseña.
¡Nos leemos! :-)

Mi tarde junto a un libro dijo... [Responder]

Hola! Tiene muy buena pinta este libro. Sin duda lo leeré, aunque sea una saga, porque me ha llamado mucho.
Besos!

Margari dijo... [Responder]

La peli está entre mis favoritas, pero confieso que no conocía al autor de la novela. Y me has picado la curiosidad con este libro.
Besotes!!!!

J.P. Alexander dijo... [Responder]

Uy se ve buena adoro los libros de es tipo y es segun la dune y fundación por mas que pase el tiempo siguen siendo geniales.

Tarquin Winot dijo... [Responder]

Ando yo en traje de thriller este año, de modo que habrá que tomar nota. Buena pinta y más si es en formato saga.

albanta dijo... [Responder]

No tiene mal pinta pero a mí estas series me dan una pereza enorme.

Carax dijo... [Responder]

Me gusta lo que cuentas, sobre todo el hecho de que la trama quede cerrada y pueda leerse según en orden que quieras
Besos

Shorby dijo... [Responder]

Yo es que soy de ciencia ficción...
Sí me pasa con algunas pelis =)

Besotes

Mjinn d.A. dijo... [Responder]

Acabo de descubrir esta serie y la historia me llama muchísimo la atención. Después de leer tu reseña, sin duda le daré una oportunidad a este primer libro, a ver qué me parece. Gracias por compartir :)