sábado, 11 de enero de 2014

Regalos




     Por fin parece que han terminado las fiestas. Porque no nos engañemos, comenzadas o no con ilusión y pese a que ahora todos estemos quejándonos de la vuelta a los estudios o el trabajo, son muchas y muy seguidas. Y nos toca además colocar los regalos.
     Me he pasado la mitad del mes de diciembre recomendando regalar libros, preferiblemente en papel. No por nada, pero le veo mucha complicación a eso de envolver un libro digital para ponerlo debajo del árbol y eso de regalar tarjetas para que puedan hacerse una descarga no va conmigo. Qué queréis, soy una antigua.

     El caso es que jamás había visto colas tan grandes en las librerías como estas navidades y me ha hecho bastante ilusión. Por supuesto, no me he acercado porque me daba miedo descubrir los títulos que la gente se estaba llevando a casa (y no pienso decir los títulos que más miedo me daban, aquí cada cual que piense en los suyos) y entre esas personas, y esto si que es algo novedoso, había conocidos míos. Lo sé porque este año también me han regalado libros, y algo que dicho así os pueda parecer normal conociendo mis gustos, es en realidad bastante excepcional. No sé si os suena, pero suelo oír eso de: "Te iba a comprar un libro, pero no sabía si lo tenías" y piensas eso de... "vale, pero para llamarme y preguntarme la talla o el color no te ha dado reparo". En fin, cosas que pasan.

     Ahora que han pasado las fechas tengo que reconocer que de entre todas las cosas que me puedan regalar, prefiero los libros. De hecho, guardo muchos con especial cariño precisamente por la mano que me los regaló. Recuerdo que el primer libro que me regalaron fue Momo en una edición de un coleccionable que salía semanalmente y que guardo con especial cariño pese a que tiene más años que el estante sobre el que reposa. Os puedo decir que en ese estante de mi memoria reposa también un libro dedicado pese a que no suelo acudir a que me los dediquen y también hay una edición de El señor de Los Anillos que tuve que leer siempre sentada porque su volumen impedía que me lo llevase a la cama a hacerme compañía. Tengo una edición bilingüe que me regalaron hace poco de un libro de Hawthorne, Wakefield, que también está dedicado... en este caso por la estupenda persona que me lo regaló y que decidió firmarlo porque me apuraba aceptar el regalo y de ese modo me lo tendría que llevar. También este año pasado han llegado dos libros que provienen de una persona muy especial y otro que ya tenía, pero que no lo cambiaría ni por todo el oro del mundo. Además de estos y otros muchos que han ido entrando en mi vida a lo largo del tiempo están los que te regalan porque saben que te gusta o porque te conocen lo suficiente como para ver que te hará especial ilusión tener, por ejemplo, una edición preciosa de El Principito cuya traducción no es precisamente al castellano.

     Puede parecer que un libro es un regalo comodín, y tal vez para muchas personas lo sea y por eso las librerías se llenan en esta época del año. Pero para aquellos a los que nos gusta leer son pequeños tesoros que muchas veces guardan historias fuera de sus letras. Por eso no me cansaré de recomendar que se regalen libros y que no se haga solo en esta época del año que acabamos de dejar. Cualquier momento es bueno para regalar una vida hecha de tinta y papel. Y cualquier momento es bueno para disfrutarla.

     Y vosotros, ¿también guardáis libros con especial cariño por la forma en que llegaron a vosotros?
Me encantaría conocer la historia de alguno de ellos.

     Gracias

77 comentarios:

Marisa C. dijo... [Responder]

Qué gran entrada. Para mí, los libros regalados son como pedacitos de la persona que me los regaló, porque sé que necesitaron tiempo, cabeza y corazón para elegirlos. Es verdad que pueden ser un regalo comodín, pero... ¡Bendito comodín! Jajaja. Abrazos.

Bibliosil dijo... [Responder]

Pues a mi no me ha disgustado nada la tarjeta regalo que me han regalado de la librería de mi ciudad. Fui después de Reyes, tranquilamente, y me lo pasé como una enana y salí cargada de libros. Me sorprendre gente de mi entorno que no ve el libro el mejor regalo para una apasionada de la lectura como yo. Me dicen eso de "¿pero no tienes bastantes libros ya?" Ilusos... Feliz comienzo de año!

Isabel dijo... [Responder]

A mi me han regalado una trilogía estas navidades, llevaba tiempo tras ella. La mostraré proximamente en el blog. Muchos besos.

Damien Thorn dijo... [Responder]

Acabo de lanzarme a la aventura de la publicación, con un libro que realmente no tiene mucho que ver con lo que hago (escribo novela negra e histórica).
Para la promoción del libro he contado con un director de cine y hemos rodado cuatro teasers de presentación de la novela.
Osario es una novela de terror adulto que explora la mitología asturiana como antes nunca se había hecho y presenta a unos personajes "normales" sometidos a situaciones que no lo son.
Para mí sería un inmenso orgullo que me hicieran una reseña en su blog, que sigo asiduamente.
Un saludo.

la página de la novela: www.osario.es

Gracias de antemano

samarkanda dijo... [Responder]

Quizá sea un regalo comodín pero para mí no hay Navidad sin un libro envuelto bajo el árbol porque, desde que tengo uso de razón, siempre me han regalado libros y no solamente en estas fechas. Y todos ellos son especiales porque son regalos de personas que se han acordado de mí en un momento dado, porque están dedicados o porque son libros que ansiaba tener.
Un saludo.
P. S.: se me olvidaba, siempre en papel, que pueda tocarlos, olerlos, pasar las páginas… llamarme frikie pero no es lo mismo un libro digital que uno impreso.

Carax dijo... [Responder]

Al libro que mas cariño le tengo es a uno de cuentos que me regaló mi abuelico una tarde a la salida del cole... Lo adoro, me recuerda a el y a todo lo que me quería. Fué la primera persona que entendió que el mejor regalo que se me puede hacer es un libro.
Besos

albanta dijo... [Responder]

Yo creo que a todos los que nos gustan los libros también nos hace ilusión guardar esos regalos especiales.

Lídia Montiel dijo... [Responder]

A mi si me regalan libros me hacen muy feliz, y como dices siempre puedes dar el ticket regalo para ir a cambiarlo si ya lo tienes que en estas fiestas los comerciantes ya están preparados para estas cosas!!!! Si, yo guardo especial cariño a muchos libros, y no quiero esconderme y decir que son precisamente los que me han mandado muchas amigas blogueras, tanto autoras de ellos o lectoras. Gracias!!!!!
Un beso Silvia.

Cartafol dijo... [Responder]

Alguno si sobretodo los de mi infancia y primeros de la adolescencia ;)

LauNeluc dijo... [Responder]

A mi me encanta regalar libros y que me regalen libros, los guardo con mucho cariño, aunque el libro no me haya gustado, y si tienen dedicatoria me encantan más aun.

Mónica-serendipia dijo... [Responder]

Leyéndote me he parado a pensar que es cierto que solemos tener más de un ejemplar del mismo libro en nuestras estanterías. En mi caso es por algún regalo pero también por alguna edición especial que no tenía. Lo aprecias muchísimo y no lo cambiarías por nada del mundo, es bien cierto. Los libros regalados tienen un valor añadido: el toque, el recuerdo, de la persona que nos regaló. Y, a veces, ni siquiera nos acaba de convencer la historia que nos cuenta pero como nos lo regaló "esa persona", siempre tendremos un buen recuerdo, siempre se quedará con nosotros con todo el cariño del mundo.

ebookenfeitizado dijo... [Responder]

Recuerdo hace unos años, unas nuevas amigas a las que no hacía mucho que conocían, pero que sabían de mi afición por la lectura. No recuerdo ni que me regalaran, algo de ropa. Pero no me servía y tenía que cambiarlo. Y me dicen: te ibamos a comprar un libro, "El niño del pijama de rayas", pero nos parecía un regalo un poco..."caca"
En fin... de caca nada. Como oro en paño y fue una lectura maravillosa.
Para mí un libro siempre es un buen regalo.
Un beso!

Tatty dijo... [Responder]

Pues es cierto que en la librería había bastante cola, yo también me fijé y me alegro mucho. Me ocurre lo mismo, muchas veces me dicen que no me regalan libros por si ya los tengo y me da mucha rabia, con la de títulos que hay... además siempre puedes cambiarlo si se da el caso de que ya está en la estantería
Besos

Lady Aliena dijo... [Responder]

Siempre me ha gustado que me regalen libros, pero en los últimos años creo que no me han regalado ninguno. La razón es la misma: " no sabía si lo tenías"
" no sabía si te iba a gustar". También es cierto, que en un par de ocasiones me lo han regalado repetido y he tenido que cambiarlo.
En cuanto a si hay libros especiales para mí, la respuesta es que sí. Los libros dedicados los guardo como oro en paño(los demás también). Los libros que siempre he recibido con más cariño, si cabe, son los que me ha regalado mi madre. Ella conoce mis gustos y no le importa gastarse el dinero en una edición de las caras. Mi tío también me ha regalado novelones. En fin, en ese aspecto he tenido mucha suerte. Y ésos son los libros que no presto ni aunque me vaya la vida en ello.
Besotes, guapa.

Vanesa Morote dijo... [Responder]

A mi regalar libros me da auténtico pavor porque tengo amigas que tienen listas enormes que cuando compran un libro no te dicen nada, así que ya me he encontrado 5 veces que al regalar un libro ya lo tienen y eso que había preguntado si lo tenían. Vamos que a mi me dicen siempre: cuando se acerquen cumples y fiestas no te compres nada, pero claro ellas no pregonan con el ejemplo.
Así que no, intento no comprar libros, aunque tampoco me gusta comprar ropa. Así que termino comprando libros y que sea lo que Dios quiera.
Buenos quien dices libros dice: discos y pelis, también.
Un beso

Enzo dijo... [Responder]

Me gusta que los libros sean regalo comodín. Antes de que llegue el momento de los regalos, advierto ¡¡tengo camisas, pañuelos, colonias, zapatos y lo que no me sobra nunca es un libro!!
Asunto resuelto.
Un beso.

Sor.Cecilia Codina Masachs dijo... [Responder]

Hola, pues me ha gustado tu entrada. Si quieres hacerme enfadar, dame un libro digital !jaja!Soy defensora hasta la muerte del libro en papel.
Tengo varios libros que les tengo cariño. El primero, fue una Biblia protestante que me regaló una vecina cuando yo tenía 10 años y a pesar que en casa éramos católicos,vimos el amor con que nos la dio.
El segundo libro, fue El Principito, que fue una verdadera delicia para mí. El tercer libro, confieso...me marcó con 14 años la determinada determinación de ser enfermera Se llama el Hombre sano y enfermo del Doctor Bock de la editorial Labor 1942, libro que siempre me acompaña.
Gracias
Te dejo un beso de ternura
Sor.Cecilia

Annie dijo... [Responder]

Hola ^-^
A mí me encantan que me regalen libros, es el regalo más especial que hay en el mundo.
El primer libro que me regalaron fue el primero de Kika superbruja y lo guardo como oro en paño, es super especial para mí por ser el primero que me regalaron y por la persona que lo hizo.
Un beso enorme :D

Angela Leon dijo... [Responder]

Tengo especial cariño a una edición superantigua de las Mil y una noches que me regaló una tia viuda que tenía cuando mi madre me castigó una vez sin ir a la biblioteca siendo muy cría. Alargué la lectura de ese libro hasta que me levantaron el castigo :)

Bs.

Framboise dijo... [Responder]

Me ha hecho sonreír esta entrada por sonarme mucho ;)
Yo también he disfrutado viendo a tanta gente en las librerías y al compartir comentarios con desconocidos alrededor de las estanterías y ver que somos muchos hablando el mismo idioma de nuestro amor por el libro.
Y me he reido con tus comentarios sobre la gente que no nos entiende.
Y me he emocionado con tus palabras tiernas hacia las personas especiales que te han regalado libros, especiales por el cariño que los envolvía... De esas y esos, tengo también...
Un beso.
PS "Momo" me encantó ;)

Kyoko dijo... [Responder]

Ay no! es como si alguien se robara mis palabras.
Por supuesto que yo prefiero regalar libros, siempre regalaba libros a todos acá en mi casa, pero tengo que confesar que lastimosamente desistí. Siempre regalaba libros a mis padres y mi hermano, pero al final nunca los leían, siempre los dejaban por ahí, así que prácticamente sentía que me estaba haciendo autoregalos porque era yo quien terminaba leyéndolos.
Me ha pasado TOTALMENTE lo que comentas acerca de los pocos libros que recibo de regalo. Mis amigas y amigos si lo hacen (y no me puedo quejar, que hasta una amiga me regalo el Kindle), pero mis familiares (a excepción de mi hermano) y mi pareja, pasan olímpicamente por la misma excusa: "no sabía si lo tenías" o el que me enzorra "¿para qué te regalo más libros si ya tienes como 200?". ¿Qué no pasa con la ropa? ¿para qué regalar zapatos si ya tienes como 20 pares? etc...
Aún así, y aunque me rendí con mis padres, no me rindo con mis amigos.
De hecho uno de los propósitos que posteé en mi blog este año, es enviciar más gente a la lectura. Duro con la lucha!!
Un beso y fascinante entrada <3

Fany dijo... [Responder]

Ahora quien los regala casi siempre soy yo.Hasta hace poco no tenía libros que me los hubieran regalado con cariño (siempre me hacían hacer una lista con los que yo quería) hasta que un día a una amiga se le ocurrió jugar a los secretos con un montón de personas y recibí varios que guardó con especial cariño y releo con emoción sus palabras.Nunca dejare de agradecerle su acción y a los que participaron en ella mis gracias infinitas.
Nos vemos por aquí o por allá ,Bsss

Nina dijo... [Responder]

A mi rara vez me regalan libros xD tal vez nunca aajjaja. No recuerdo que mis padres me regalaran un libro jamás >.<

Mela dijo... [Responder]

Hola Silvia... yo también prefiero los libros de papel... me es indiferente parecer antigua o moderna... yo sé cómo soy
Te voy a decir dos libros que me han regalado... "El sueño de una noche de verano" y "El tiempo entre costuras"
De "El tiempo entre costuras" están emitiendo una serie en Antena 3... los lunes y solo quedan 2 episodios
Sentí mucha ilusión cuando tuve en mis manos "Scarlett"... porque "Lo que el viento se llevó" acabó muy mal
Te deseo un feliz finde

Zazou Bibliomaniaca dijo... [Responder]

Cuánta razón tienes, aunque no sé si me fastidia más que no me regalen libros por no preguntar a que me lo regalen sin preguntar ni saber si lo tendré o lo habré leído, si es el estilo que me gusta... y sin posibilidad de cambio. Hay de todo en este supermercado viviente.

Azalea Real dijo... [Responder]

La verdad es que no tengo ninguna historia especial: directamente digo qué libros quiero y de esa lista me regalan uno, o bien lo intercambio o bien me lo compro yo solita :P

Besos!

Aglaia Callia dijo... [Responder]

¡Qué bonita entrada! Como siempre ;)

Creo que ya te he comentado que no tengo muchos lectores cercanos, así que no puedo regalar tantos libros como me gustaría, pero me siento feliz cuando puedo hacerlo. Respecto a los que he recibido, siempre pienso con cariño en toda la saga de Tolkien que mi padre me compraba de libro en libro cuando estaba en el colegio; sé que para él era un gran sacrificio y cada que lo veía llegar a casa en las noches y me sacaba un libro de detrás de la espalda, como una gran sorpresa, me provocaba una ilusión tremenda.

Mil besos.

Evy LO dijo... [Responder]

Te contare... solo porque me encanto tu entrada, hace 8 años mi familia estaba pasando un duro problema y conoci a un chico, el me regalo un libro el ALquimista de paulo cohelo, adore ese libro porque me ayudo a seguir el camino, a no temerle a nada, el joven se convirtió en mi mejor amigo, le contaba todo y aun le cuento todo, no hay secretos, fue mi primer amor, el fomento la fortaleza en mi junto con esos libros, hasta el autógrafo de Paulo cohelo, el me lo consiguió, fue un angel y gracias al cielo sigue estando conmigo...

PD: Me ausento unos 6 meses porque voy a entrar de nuevo a la carrera, te extrañare mucho, besos

Mere dijo... [Responder]

Regalar un libro es arriesgado, pero si conoces bien a esa persona y aciertas, hay una especie de complicidad implícita... el mejor de los regalos.
Preciosa entrada, elegante y a la vez personal :) Un beso

Marisa G. dijo... [Responder]

Pues síii yo también guardo con especial cariño algunos libros en concreto. Estoy de acuerdo contigo, también he visto muuuuuuuuuuuchas colas en las librerías. Lo comenté en facebook y eso me hace pensar que la tendencia en regalos está cambiando. Me reí mucho cuando una señora a mi lado, en Casa del Libro, le dijo a su marido, "le regalamos este que es más gordo". Se refería a Circo Máximo. Me quedé flipada jejeje. Besos.

Doctora dijo... [Responder]

En la librería de mi barrio también hubo un día que se apelotonó la gente, pero fue porque le había dado un vahído a la dueña.

Le tengo mucho cariño a todos mis libros de Barco de Vapor de cuando era pequeña, y a los dos del pequeño Nicolás, pero más que nada por las dedicatorias de mi padre.

Quizá te preguntaran la talla y el color para despistar y regalarte luego una funda para la tabla de planchar ;P

Merynell dijo... [Responder]

tengo que leer Momo es un pendiente de quien se convirtió en mi escritor preferido de fantasía, yo con el pecial cariño guardo "La historia interminable", aunque cometí el error de prestarlo hace unos años a alguién que desapareció del mapa, y ahora me muero por encontrar esa misma edción para conservarlo. Por suerte con el principito eso no me ha pasado ^^

Por cierto hay una lectura conjunta en mi blog que puede te interese, doy yo el libro en ebook, te paso el enlace: http://miepilogo.blogspot.com.es/2013/12/3-lectura-conjunta-por-autores.html

La Gata Coqueta dijo... [Responder]



Me siento transportada a un lugar...

Donde la cordialidad y el sentimiento de la amistad hacen la presencia de sus virtudes.
Me siento rodeada de amigos que lo demuestran a diario con el corazón!!
Me siento y me he sentido, altamente emocionada al recibir cada una de las caricias afectivas el día del cumpleaños y en este momento quiero hacértelo llegar a través del silencio y la estima de las palabras…

Besos y abrazos multicolores para ti, que has hecho posible que bailara mi corazón el vals de la alegría durante todo ese día y parte del otro…

¡¡Un bonito fin de semana para ti y familia!!

Atte.
María Del Carmen




Manuela dijo... [Responder]

Un año más en el que no me han regalado ningún libro y, sinceramente, no lo entiendo. Lo de "no sabía si lo tenías" o "como eres tan rarita a veces" este año no les valía, escribí mi carta a los Reyes Magos y había unos cuantos títulos en ella pero ni por esas...ahora dicen que tengo demasiados, que no me va a dar tiempo a leerlos todos y yo pienso "¿y qué? ¡son mis tesoros!".
Besos.

Esperanza Writes Too dijo... [Responder]

¡Preciosa entrada! Pues hay un libro que guardo con especial cariño porque me lo mandó su autora firmado. Lo releo siempre que puedo, ya que es uno de mis favoritos.

Besitos<33

Mi Álter Ego dijo... [Responder]

Por supuesto que sí. Hay libros que valen más por la historia que traen detrás que por su contenido. Jajaja. Besotes!!!

Angry Bego dijo... [Responder]

El mejor que yo me recuerdo es... Evelina xD.

Me estrené con Dépcoca y me gustó la experiencia, así que aprovechando los Reyes, decidí comprarme el libro y espero poder leerlo dentro de poco. Me sentí feliz cuando llegó.

No es gran cosa, pero es lo que mejor recuerdo.

Tiare dijo... [Responder]

Me siento tan identificada con lo del "No te lo compré porque no sabía si lo tenías"...
Es raro que alguien fuera de mi madre me regale libros (y lo mejor es que ella me adivina el gusto) pero cuando ocurre el milagro, siempre el libro adquiere un sentido especial para mí. Sin duda, son uno de los mejores regalos que se pueden recibir.
saludos

aldogal dijo... [Responder]

Tengo cuarto libros dedicados por sus autores, uno de ellos es la Tabla Esmeralda de Carla Montero, este libro guarda su propia historia aunanada a una amistad electrónica, es un libro que no cambiaría ni por un autografo de Tolkien. Los otros tres libros dedicados por sus autores tiene lineas que me describen tan bien que me sorprenden, son los tesoros de mi pequeña coleccion. En cuanto a los regalos, wow esta navidad me fue muy bien, no me quejo y ya iras tu viendo los que vayan apareciendo en mi blog. Muchos saludos y muchos exitos.

Caminante dijo... [Responder]

Me he puesto a pensar, y los libros a los que más cariño tengo no suelen ser regalados, sino más bien descubiertos, o dedicados por su autor... ¡Pero siempre me hace ilusión un libro como regalo, por supuesto! Y puede ser regalo comodín si se le hace a alguien que no sea aficionado a la lectura, pero es algo muy distinto regalar un libro cuando sabes que quien lo recibe lo va a hacer con ilusión.
Un beso!

Ana Laura dijo... [Responder]

Uff, a mí nunca me regalan libros, pero yo siempre le compro a mi papá novelas que también me gusten a mí, cosa de que me los preste después, jaja.

A mi hija menor le regalé un precioso libro sobre caballos para reyes, es fanática de los equinos y ya tiene colección porque siempre le regalo alguno, y a la mayor uno sobre ciencia forense (a ella le gusta la serie CSI). No son muy de leer ficción, pero bueno, mientras lean... una hace lo que puede :)

Saludos y feliz año!

Shorby dijo... [Responder]

Guardo taaaantísimos libros regalados... buf...
Con especial cariño, uno de los primeros de cuando era pequeña (de los de 8 hojas de cartón jajajaj), La hora de dormir de Elita. Ni de coña e deshago de él =)

Besotes

Margari dijo... [Responder]

Sí que había colas también en las librerías por aquí. Como bien dices, parece el regalo comodín. A mí me suelen decir también que no me regalan libros porque como tengo tantos, puede que ya los tenga... Y siempre digo que tiene que ser difícil, porque por muchos que yo tenga, siempre hay más en la librería... O también me sueltan lo de "¿para qué quieres más libros?"...
Eso sí, mi pareja, que me conoce bien, siempre me regala un libro, que sabe que me siento mustia si no tengo al menos uno.
Besotes!!!

AMALIA dijo... [Responder]

Me encanta que me regalen libros.
Los conservo con un cariño muy especial y algunos de ellos me traen unos recuerdos llenos de emoción.
Sobre todo, aquellos que me compraba mi padre.

Un besito. Feliz domingo.

Citu dijo... [Responder]

Con látima mi país, no es de los que les guste mucho la lectura y los precios de los libros son para infartarse. Respondiendo a tu pregunta rimas de Gustavo Adolfo beker . La naranja mecanica. La colección de Agatha Critie y Ellery Queen de mi mama, entre muchos libros.

L.I.M dijo... [Responder]

Los libros a los que mayor cariño les tengo son los infantiles que por cierto conservo. En primer lugar porque son los que me descubrieron el mundo de la lectura y en segundo porque vinieron de la mano de mis padres. Muchas veces los releo y sólo con ver la portada se me llena de mariposas el estómago de los recuerdos que me traen. Tengo en concreto dos libros muy cortitos con muchas ilustraciones que eran de cuando tenía 7 años o así y que me sé completamente de memoria de principio a fin. Son sin duda mis favoritos entre todos.
Besos!

Cita Franco dijo... [Responder]

Yo siempre que me preguntan eso de ¿qué quieres que te regale para tu cumpleaños/ reyes? contesto: un libro, y la gente se lo toma como, " mira la pesada esta, siempre pide lo mismo", pero sé que es el único regalo con el que no se van a equivocar. Como tú dices, si no saben que libro regalarme, que pregunten.
Guardo con especial cariño muchos ejemplares, pero el que tengo entre algodones es el libro dedicado de "la última vuelta del scaife" de Mercedes Pinto. Ahora, desgraciadamente, también guardo como oro en paño los libros de mi abuela, que falleció en agosto y me los quedé yo. Ella leía libros sobre la reina, las infantas, la duquesa de alba. Pero no libros del "mundo rosa", sino biografías y documentales de sus vidas. Todavía no he leído ninguno, pero tengo ganas de echarle mano a alguno para saber qué tenían esos libros que tantas horas robaban a mi ángel.
Besos
Cita

Ana Blasfuemia dijo... [Responder]

Cuando me regalan un libro, y para encima aciertan, me dan ganas de comerme a besos a la persona que tiene tan buen ojo, porque reconozco que no es fácil. En cualquier caso, tengo una listita muy apañada para quien prefiera no correr riesgos :D

Claro que hay libros especiales, no por el libro en sí, sino por historias compartidas, quién me lo regaló, cómo llegó a mi, viajes de ida y vuelta, etc.

Besos

Sheol13 dijo... [Responder]

Mira, si le pasa a otro no me lo creo. Estas navidades me regalaron un libro que quería desde hace mucho pero no le encontraba. No te imaginas quien mi lo regaló, mi jefe y no es que tenga una relación mas allá de la profesional con el, pero la verdad es que me hizo mucho ilusión que se acordará del titulo. Un abrazo.

Lena dijo... [Responder]

Vivo en un pueblo muy pequeño con escasas librerías, en las que los pocos libros que hay suelen ser los típicos (50 sombras, Harry Potter, alguno de Stephen King...) y este año al visitar estas librerías las he encontrado tan vacías como siempre, me entristece bastante porque la verdad es que mucha gente no sabe lo que se pierde al no leer.
Este año los libros que me han regalado aún no han llegado, porque los pedí a BookDepository y supongo que tardarán bastante en llegar.
No tengo ninguna historia especial respecto a la forma en que llegaron los libros que tengo a mi estantería, o los compro o me los regalana, aunque sí es cierto que tengo unos cuantos que robé de la estantería de mi hermano...
Un abarazo!

Trinity P. Silver dijo... [Responder]

Me encanta que me regalen libros ;) El que me ha llegado que más ilusión me ha hecho fue el de mi sobrino, el escritor Arturo Padilla de Juan. Ganó un premio literario (que organizó el escrito Jordi Sierra i Fabra) con solo 16 años, y claro me hizo muchísima ilusión :) Sus cuatro libros publicados han sido un magnífico regalo :) Besos

moderato_Dos_josef dijo... [Responder]

Hola.

Te contaré una historia sobre un libro que compré.
Se trataba de una edición de "El Corazón de las Tinieblas."
Encontré el libro en un mercadillo del sur de Chile, concretamente en la preciosa ciudad de Puerto Montt, en el año 2008. Me sorprendió descubrir que había sido publicada por la Editorial Mondadori, en Barcelona, en el año 2002. Por aquel entonces me acompañaba una preciosa chilena de la que me medio enamoré. Ella, por su parte, se concentraba en completar la colección de libros del escritor Wilbur Smith, que su padre había empezado y no pudo terminar, porque la muerte se anticipó a sus propósitos.
Me separé de mi amiga-novia en Puerto Montt y tomé un avión a Punta Arenas, sur de la Patagonia de Chile. Desde allí recalé en Puerto Natales, situado a sesenta o setenta kilómetros al norte. Desde ese punto, en compañía de unos catalanes, japoneses e ingleses, inicié una excursión hacia las crestas del Paine; se trata de una cadena montañosa espectacular. Mientras tanto, comencé a leer el libro. Ahora imagina la ensalada: yo, leyendo un libro sobre el trópico en la punta más austral de Sudamérica; era verano, pero estábamos a temperaturas de apenas 6ºC y a tan solo dos horas y media... ¡y cinco mil euros!(desde otros puntos más alejados te cobran veinticinco mil, me he llegado a informar) en avión del punto más cercano del Antártico.
Fueron unos días inolvidables durante los cuales terminé su lectura. Es apenas un librito; corto pero muy denso, como la espesura de la selva.
Regresé a España.
En 2010 organicé otro viaje. Esta vez con la decisión de visitar la selva y el río Amazonas. De forma casi mecánica cogí el libro y lo guardé en mi equipaje.
Una vez en Perú y en la ciudad de Iquitos, ahora a 38º C y una humedad del 98% me apunté a un viaje de seis días que nos fue internando cada vez más en la selva.
Mi guía, puesto que tuve la inmensa suerte de acabar solo la expedición (yo no lo sabía pero estaba en la época más baja de turismo) un mestizo con claros rasgos indígenas, me dio auténticas y preciosas lecciones sobre la selva; hablamos sobre política en Perú y en el mundo, comimos piraña y otros manjares de la selva, y nos hicimos grandes amigos. Al final del viaje comenzó a ponerse mal, pues tuvo un brote de malaria. Y me confesó que había padecido la enfermedad o las fiebres -debido a su trabjo-, unas seis veces antes. Lo encontré tan mal que como agradecimiento le regalé el libro de Conrad, autor que no conocía.
Antes de partir hacia Lima llamé a su casa y pude hablar con él. Seguía recuperándose, me dijo. Añadió que había comenzado a leer el libro y le estaba apasionando. Cuando me despedí de él me dijo que tenía que volver para ir todavía más profundo, a un parque nacional donde había conseguido ver incluso jaguares.
No he vuelto a saber nada. La vida da muchas vueltas, y ahora no quiero saber demasiado...

Un abrazo.

Nesa Costas dijo... [Responder]

Te doy la razón en todo. Desde fiestas muy seguidas hasta lo de que para preguntar talla no hay reparos... Y ni me hables de las colas que me quedé sin un regalo para mi porque la de La casa del libro era toda la primera planta. Me di la vuelta nada mas entrar.
Nosotros hacemos lista como de peques. Así todos contentos jeje.
Si que hay libros especiales, me ha gustado conocer algunas historias sobre los tuyos.
En mi caso, tengo especial cariño a ¡Viven! una edición del 75 que ha pasado por tiempos mejores y muchas manos. Me lo pasó mi tía, a saber quien se lo pasó a ella. En su grupo de amigos sostienen que donde mejor están es circulando y siendo leídos.
Así me llegan algunos y también los paso pero este en concreto no. Es de mi época poco lectora, me hizo mucha ilusión que se acordaran de mi, mas cuando me gustó y le tengo mucho cariño. Algún día lo pasaré, puede :-)
Que tengas un buen domingo.
Besos.

CHARO dijo... [Responder]

Hoy puedo pasar un ratito por aquí ya que he conseguido que me traigan mi portátil pues un imprevisto familiar me tiene en el hospital de "enfermera jefe" todo el día y no sé hasta cuando estaré, además tengo que estar atendiendo a mi paciente y no me queda mucho tiempo libre...Tengo guardados varios llibros por razones muy especiales pero por decir uno, ya que si no esto se alargaría,citaré Un viaje a La Alcarria dedicado a mi nombre y firmado por Camilo Jodé Cela en una ocasión en que coincidimos en el centenario de una bodega riojana y él era el invitado especial.Besicos

CHARO dijo... [Responder]

Hoy puedo pasar un ratito por aquí ya que he conseguido que me traigan mi portátil pues un imprevisto familiar me tiene en el hospital de "enfermera jefe" todo el día y no sé hasta cuando estaré, además tengo que estar atendiendo a mi paciente y no me queda mucho tiempo libre...Tengo guardados varios llibros por razones muy especiales pero por decir uno, ya que si no esto se alargaría,citaré Un viaje a La Alcarria dedicado a mi nombre y firmado por Camilo Jodé Cela en una ocasión en que coincidimos en el centenario de una bodega riojana y él era el invitado especial.Besicos

Sonsoles dijo... [Responder]

Una vez cuando tenía 5 años me regalaron "Cuento de Navidad" de Dickens en forma de novela de papel, como un folleto con ilustraciones. Ahí está en mi librería, reparado y vuelta a reparar. Me encanta.
Un beso y Feliz año

Cristina_Roes dijo... [Responder]

Guardo con especial cariño cada uno de los libros que me han regalado a lo largo de mi vida y recuerdo con precision quien, como, cuando y donde me lo regalaron. Y mi mayor ilusión es regalar libros, en ocasiones especiales o un día cualquiera. Y a pesar de que algunas personas no sean conscientes, cuando regalo un libro va acompañado de una gran dosis de cariño, ilusión y dedicación añadida a lo largo del proceso de elección y entrega. No regalo un libro a cualquiera.
Besos

Meg dijo... [Responder]

Yo también he visto las librerías llenas, y me ha llegado a salir la vena egoísta, las quería tranquilitas, sin colas, y con los dependientes solo para mí :-P

Sin duda disfruto un montón regalando libros y el proceso que conlleva, buscar el adecuado para la persona, ver cómo reacciona, y si lo lee y le gusta o entusiasta, me encanta la sensación que me deja el saberlo.

También me gusta recibirlos, y valoro el acompañamiento cuando lo tiene, una notita, una chuminada, las guardo en un cajón y las miro de vez en cuando. En fin...

Un besote!

PD: creo que ester año yo te envié dos, vaya rollo si alguno estaba repe :-S Un besote!

Meg dijo... [Responder]

Ay!! Se me olvidaba responder a lo que preguntas. Hay varios que guardo con cariño por varios motivos, pero uno, pese a no haberlo leído todavía es muy especial. Se trata de "Mamá" de J.C Oates. Mi madre llevaba tiempo queriendo hacer una escapada a Sevilla, le dí una sorpresa hace un par de años y fuimos por la feria del libro, me lo regaló y me lo dedicó. Nunca lo olvidaré. :-)

Arila dijo... [Responder]

A mi mi familia y gente más cercana no suele regalarme libros salvo que sea uno que saben que tengo muchas ganas o una edición especial. Pero me encanta cuando alguien me regala un libro que le ha gustado mucho, me parece una forma interesante de conocer a otra persona ^^
En mi caso si lo veo como un regalo comodín, para gente que me conoce menos que saben que leo un montón siempre les resulta fácil el libro, pero a mí no me importa ^^
Un beso!

Trotalibros dijo... [Responder]

A mí me han regalado una edición chulísima de Los Miserables (la de Edhasa) y la pienso cuidar como si fuera mi alma...!
Besos,

Rodericus dijo... [Responder]

Pues hay por aquí una edición del "Cantar del Mio Cid" del año setenta, de mi época escolar.

Recuerdo que hubo que comprarlo para un ejercicio de literatura de primaria, y es de los pocos libros de mi niñez que ha sobrevivido a viajes, matrimonios, divorcios, mudanzas, mas matrimonios, mas mudanzas.

Su mera supervivencia, también es épica de por sí.


Un beso.

Zamarat dijo... [Responder]

A mí también me gusta regalar (y también recibir, claro) libros. Este año me los han regalado por mi cumpleaños (que coincide con estas fechas) y estoy encantada.
Abrazo!

Juan Bustamante Lopez dijo... [Responder]

Buenas muy pronto sale mi libro de autoayuda titulado Y..¿Ahora qué? claves para superar una ruptura,mas detalles en su blog http://clavesruptura.blogspot.com.es

y twitter

https://twitter.com/yahoraque7

Hojas de Alisio dijo... [Responder]

A mi me gusta mucho que me regalen libros y regalarlos. Un libro dice mucho de quién lo regala y de quién lo recibe.

Besotes !!!

MC. dijo... [Responder]

Me gustan tanto tus entradas... ♥.
Me voy por las ramas pensando y no puedo responder tu pregunta, lo intenté, varias veces, te juro que lo intenté.
Gracias!! te mando un abrazo transoceánicooo...

Rebeca Favila~ dijo... [Responder]

El primer libro que me regalaron viene dedicado, me lo regalaron cuando tenia como 11 años así que es meramente infantil, pero le guardo mucho cariño. También prefiero regalar libros, de hecho estoy pensando en cual comprar para un próximo cumpleaños. Aunque me quede sin ropa prefiero que me regalen libros.
Saludos Infinitos.

Pigeon dijo... [Responder]

Por lo general no me regalan libros (no sé por qué, si la gente me conoce bien)pero cuando lo hacen me emociono mucho y sí:" Cualquier momento es bueno para regalar una vida hecha de tinta y papel. Y cualquier momento es bueno para disfrutarla."
Esto se queda conmigo para siempre :)

Saludos!

sabores compartidos dijo... [Responder]

Pues no tengo ninguna anecdota especial que recuerde pero siempre es bonito que alguien te regale un libro.
unos besotes

Pakiko dijo... [Responder]

Bueno, alguno hay con dedicatoria especial. Por ejemplo el de la reseña que he publicado hoy, a cuyo autor conocí paseando por las calles de mi pueblo jeje.
Besos

Vela dijo... [Responder]

Para mí son el mejor regalo y es curioso pero me cuesta mucho prestarlos...este año ha sido al revés y he regalado libros pues una persona muy especial me comentó de pasada que le encantaría cierto título, casi me da un ataque, ¿quiere un libro de regalo de reyes? así que, inesperadamente, me encontré en una de esas enormes colas que este año se han formado en las librerías con un flamante libro bajo el brazo para regalar...aún no me lo creo...

Saludos, Vela.

Tizire dijo... [Responder]

Este año estoy encantada porque por primera vez me han regalado varios libros, lo que me ha hecho muchísima ilusión. Los libros que me regalan los guardo con mucho cariño, porque siempre han venido de personas que entienden que de verdad me gustan los libros, que quiero vivir rodeada de ello y que tenerlos me hace feliz. 1beso!

Anónimo dijo... [Responder]

Un regalo?, Un libro es maravilloso y único. No hay un mejor regalo. Aún cuando hay muchos pendients por leer, un libro siempre tendrá la magia de revestirnos de sensatez, ilusión y esperanza en un mañana mejor,saludos!!!

Conxi dijo... [Responder]

Una edición de los cuentos de Andersen del círculo de lectores. La de horas y horas que he leído y releído esos cuentos... Las cenizas de Ángela, la compró mi madre en un mercadillo de libros y eso que mi madre tenía muchos libros, pero me quedé este de recuerdo no sé por qué...

Olmar dijo... [Responder]

A mi me sucede al revés: guardé el libro porque me gustó y recuerdo con especial cariño la persona y ocasión en que me lo regalaron. Ejemplo: LA HISTORIA DE SAN MICHELE de Axel Munthe, que me regalaron el dia que hice la Primera Comunión (tenia 8 años) por lo que supongo que la donante creyó que se trataba de algo relacionado con San Miguel Arcángel. Menos mal que estaba en un error!

Isa dijo... [Responder]

Yo no le tengo cariño a los libros, salvo los de Vázquez-Figueroa, que forman parte de mi minibiblioteca. Como historia que contar, había uno de sus primeros libros que buscaba como loca y después de tanto buscar encontré unos ejemplares a 60 y hasta 120 €. Evidentemente, no pagué esas cantidades y, días más tarde, lo conseguí por un par de euros. Al final con el transporte y otro libro me salió por unos 20, pero valió la pena y ahora tengo una pequeña joya.

Icíar dijo... [Responder]

Pero ¡qué mala eres! ¡Mira que no decir los títulos que te daban miedo mirar que la gente cogiera! Eso son cotilleos de verdad, que se quite la Belén Esteban y compañía, comparándolo con estos cotilleos, jeje.
Qué bonita entrada, pareces casi una película de esas tan entrañables. Mis histoiras bonitas con libros, más que venir de regalos, han sifo por momentos determinados.