viernes, 29 de septiembre de 2017

Berta Isla. Javier Marías



     "Durante un tiempo no estuvo segura de si su marido era su marido, de manera parecida a como no se sabe, en la duermevela, si se está pensando o soñando, si uno aún conduce su mente o la ha extraviado por agotamiento. A veces creía que sí, a veces creía que no, y a veces decidía no creer nada y seguir viviendo su vida con él, o con aquel hombre semejante a él, mayor que él. Pero también ella se había hecho mayor por su cuenta, en su ausencia, era muy joven cuando se casó."

     Tengo bastante claro que para mi uno de los grandes nombres de la literatura en nuestro país es el de Javier Marías, cuyos libros pueblan mis estantes y mi memoria lectora. Por eso recibí su nueva novela como un acontecimiento y por eso, hoy traigo a mi estantería virtual, Berta Isla.

     Conocemos a Berta Isla, una mujer que conoce siendo aún adolescente a Tomás Nevinson. Ambos se enamoran y pronto son conscientes de que entre ellos existe el tipo de amor que conduce a las parejas al matrimonio, aunque a veces estén separados ya que ella estudia su carrera en Madrid y él en el lejano Oxford. Será en ese momento cuando Tomás comience sus pasos en el mundo del espionaje, provocando que su amor, y por extensión sus vidas, no sean habituales.

     No se puede hablar de Berta Isla sin hablar de toda la obra de Javier Marías ya que está profundamente entrelazada con alguno de sus libros más conocidos. Tiene el autor varios títulos agrupados bajo el nombre Ciclo de Oxford, por ejemplo, con el que Berta se relaciona de forma directa ya que, para empezar, en Oxford, un día cualquiera, se produce un momento determinante para la acción de esta historia. Muy importante además es esa expresión de un día cualquiera, ya que la novela trata de esa parte de la vida en la que suceden las cosas que no elegimos porque no podemos hacerlo, y es que, si nacer no es decisión nuestra, muchas de las decisiones de la vida tampoco lo son de tan empujados que nos vemos a ellas.
     Pero volviendo al universo de Marías, recuperaremos en esta novela a personajes de Tu rostro mañana, sir Peter Wheeler hispanista, y Bertram Tupra, reclutador, para más datos (me permito aquí un pequeño inciso para preguntarme si más lectores pensaron que podría aparecer un profesor ya que había otras visitas...). Aunque no es necesaria su lectura para acometer la historia de Berta, los fieles lectores de Javier Marías, construimos con gusto ese universo en el que personajes y formas son rescatados, a medida que vamos leyendo su obra, quizás por eso también tuve presente Los enamoramientos, durante su lectura. Es constante también la presencia del amor por la literatura del su autor y es que, aunque en esta ocasión no ha utilizado una cita de Shakespeare para darle título a su obra, veremos una vez más referencias literarias atribuídas o no a grandes nombres como T. S. Eliot o Dickens.
     Como no iban a ser todo similitudes, marca como gran diferencia, el uso de la tercera persona, que hacía mucho tiempo si es que recuerdo haberlo leído, que el autor no retomaba. En esta novela en cambio, alternará la tercera persona con la primera, de una forma a mi ver más que acertada teniendo en cuenta el tema central.

     Y ahora la historia de amor, ya que dicen además que todos los libros tratan en realidad de amor y esta es una novela de espías en la que no se narran aventuras. Berta y Tomás se enamoran de una forma sólida en una época convulsa de revueltas y avances. Pronto comprendemos que las separaciones forman parte al principio de una suerte de intermitencia no computada en su relación que, sin embargo, al comenzar la novela de espías y comenzar el secretismo, van haciendo mella en Berta quien parece empezar a desdibujarse a sí misma a la vez que se define para el lector. No en vano decía Marías que era una novela sobre la espera desde quien espera, y esa es Berta que, como Penélope, espera el regreso de un marido cuya imagen se aleja al igual que determinadas certezas. Y aquí entra el enorme acierto del autor al tratar su novela alternando la tercera persona y la primera, ya que si hubiera utilizado solo la primera, si Berta hubiera sido la única que nos contara su historia, hubiera sido un libro "cojo". Aunque no entraré en más detalles, ya que los libros hay que irlos descubriendo en sus páginas con, si acaso, alguna pequeña guía que no desvele datos, si acaso caminos.

     Quienes busquen una novela de aventuras, que no se acerquen, ya que fiel a su costumbre el autor arma su obra de frases largas que aprovecha para disertar con reflexiones tanto del narrador, tal vez del propio autor, como de los personajes. Y ese es, para mi, el signo más característico de toda su obra. La posibilidad de adentrarnos en las reflexiones de una generación que parece haber decidido acotar, ya que hace unos cuantos años que se plantó en el calendario a la hora de ambientarse, y que obligan al lector a mirar problemas ajenos que pueden ser propios; que le hacen detenerse, convirtiendo esas paradas en una virtud y no en un lastre para la lectura.

     Berta Isla me ha gustado, ha sido un libro que he disfrutado página a página y cuya lectura recomiendo como recomendaría, en realidad, la lectura de cualquier otro título del escritor Javier Marías.

     Hay escritores cuya obra nos fascina y leemos todos sus´titulos. Hoy no he tenido pudor en señalar uno de los míos, ¿de quién leéis todo lo publicado?

     Gracias.

18 comentarios:

Rosa Berros Canuria dijo... [Responder]

Yo también he leído entero (sus novelas, al menos) a Javier Marías. Me fascinan sus reflexiones, su darle la vuelta a los temas hasta agotarlos y aún sacar un fleco más. Me encanta y tengo esta novela en el estante, retrasando su lectura para disfrutar más del placer de tenerla entera por delante. En breve caerá.
Un abarzao.

Dorothy dijo... [Responder]

Me pasa como a ti, que tengo debilidad por Javier Marías. Tengo el libro, que compré el mismo día que se publicaba, y que leeré en cuanto acabe los dos que tengo a medias. Me encanta el universo de Javier Marías, creo que es uno de los únicos escritores a los que les permito (y, además, me fascinan) las frases largas. Gente de la que me fío me está diciendo que es un novelón, a la altura de 'Tu rostro mañana', así que le tengo unas ganas...

Saludos.

Capitán Smith. dijo... [Responder]

Al principio de cada uno de sus libros me cuesta adaptarme a su prosa. Sumamente precisa en cada palabra y frase que elige. Pero luego vas como la seda y se agradece el recuperar la lengua en su lectura. Por supuesto lo tengo en lista de salida esperando un día de esos grises para quedarme junto a la ventana.

Aylavella dijo... [Responder]

No he leído nada del autor, pero con lo que estoy viendo/leyendo de esta novela, voy a tener que estrenarme con ella.
Besos

Natàlia dijo... [Responder]

Soy muy reticente con el autor, y los intentos que he hecho han sido un desastre. De este estoy leyendo maravillas pero no creo que me anime.
Un beso ;)

susana palacios dijo... [Responder]

Yo no he leído ninguno, me gustan Safier, Mark Levy etc, besotes y gracias por la reseña, me ha entrado curiosidad.

Mi Álter Ego dijo... [Responder]

Me da hasta vergüenza decir esto pero nunca he leído nada suyo. De Stephen King creo que es del que más he leído pero no sé si me va a dar la vida para leer toda su bibliografía. No si quiero leer a alguien más de vez en cuando, al menos, jajajaja. Qué hombre más prolífico. Besotes!!!

Margari dijo... [Responder]

Un autor al que tengo abandonado desde hace tiempo. Parece que ya es hora de que vuelva a él. Este libro me está tentando mucho.
Besotes!!!

Lesincele dijo... [Responder]

Pues yo aunque suene inculta no conocía al autor y viendo lo bien que hablas de el, tendré que mirarlo, sólo que viendo que esta historia recupera personajes de otra historia...creo que no será esta la elegida.
Un beso!

AMALIA dijo... [Responder]

Me gustará mucho leer este libro.

Un beso. Feliz fin de semana.

Rocío dijo... [Responder]

Pues yo todavía no he leído nada de este autor a ver cuando le pongo remedio que veo que me estoy perdiendo literatura en mayúsculas. Un besote

Neftis dijo... [Responder]

Este libro no es para mi, lo dejo pasar.

Saludos

Mi tarde junto a un libro dijo... [Responder]

Hola! Tengo ganas de leer este libro. En la próxima compra de libros tengo claro que este caerá y pasará por encima de varios pendientes.
Leo todo lo que publica Ken Follet y Elisabet Benavent, son mis fijos, jejeje.
Besos!

J.P. Alexander dijo... [Responder]

Gracias por la recomendación, me agrado la entrevista que pusiste de él Así que lo tendré en cuenta

Carla dijo... [Responder]

Un autor que no he conocido todavía. Este me tienta pero me encuentro algo indecisa. Veremos
Besos

Un Paseo Por Mis Libros dijo... [Responder]

Hola! Estoy en plena lectura del libro. Ya he pasado esa primera parte que me cuesta un poco adaptarme a su estilo, pero una vez que te sumergo...ya no puedo parar. Me gustan sus libros
Nos leemos!!

Raúl Omar García dijo... [Responder]

Lo que me pasa con estod libros que tienen conexiones es que después quiero leer todo lo demás, si es que me engancho, claro. Yo no conocía al autor.
Leo todo de varios autores, y ya sabés el principal.
Saludos.

Un Paseo Por Mis Libros dijo... [Responder]

Hola!
Estoy terminando el libro de Berta Isla. Una vez más, Javier Marías nos envuelve en la historia de Berta y Tomás. Me tiene encandilada ...
Gracias por tu reseña
Felices lecturas!!