viernes, 19 de septiembre de 2014

Maldito Karma. David Safier




     "El día de mi muerte no tuvo ninguna gracia. Y no sólo porque me muriera. Para ser exactos, eso ocupó como mucho el puesto número seis de los peores momentos del día. En el puesto número cinco se situó en instante en que Lilly me miró con ojos de sueño y me preguntó:
     -¿Por qué no te quedas en casa, mamá? ¡Hoy es mi cumpleaños!"

     Pues sí, habéis leído bien y me sumé finalmente a darle la opción a este libro que parece gustar a todo el mundo. Así que hoy traigo a mi estantería virtual, Maldito Karma.

     Conocemos a Kim Lange, una presentadora que está en la cima de su carrera y seguramente de su ego, que sólo está interesada en ella misma. La vida a veces nos da lecciones, y la de Kim pasa por morir cuando le cae encima basura espacial, y descubrir que tendrá que irse reencarnando hasta limpiar todos sus malos actos: de bicho a bicho, de hormiga a perro, la iremos acompañando mientras purga sus pecados y se adapta a este nuevo orden universal del que no sabía nada.

     Si hay algo que tengo claro, es que es más difícil hacer reír que llorar. Por eso los libros que prometen humor me dan bastante respeto. Sin embargo, tras muchísimo tiempo (desde su publicación en realidad) viendo a gente caer rendida al humor de este libro, no tuve más remedio que dejarme llevar por la curiosidad y traérmelo a casa. Ya os adelantó que no le cogí el punto.

     Kim, la protagonista, es un tópico con pies... o con patas, dependiendo del momento del libro. Triunfa en la vida y por tanto es una bruja que no hace caso a su hija y engaña a su marido. Así que el libro parte de la moralina de que hay que darle una lección y entra en materia: la mata. Y es en ese momento en el que le toca empezar a ascender por el reino animal de muerte en muerte para redimirse por haber sido una bruja. No sólo eso, sino que además ella quiere hacerlo y de absurdo en absurdo verá lo que se perdió siendo mujer, y le tocará lamentarlo, inclusos quererlo recuperar: la familia.
     Contamos, no se me olvide decirlo, con la aparición de Casanova como invitado especial, que es el que le pone la nota más divertida al libro, pero sin llegar a la carcajada que tantas veces había oído que me iba a provocar.

     La novela es una comedia muy ligera, teñida de humor blanco aunque la muerte sea una referencia constante. Los personajes son bastante planos y, pese a que se basa en repetir una fórmula varias veces, me encontré un final casi precipitado en el que se resolvía todo de un plumazo para dejarnos contentos. Soy consciente de que este tipo de libros sólo buscan el entretenimiento, y que intentar profundizar en ellos es tontería, pero aún así se me antojó demasiado simplista. Una vez superada la sorpresa inicial el libro pierde mucho gas, ya sabemos lo que nos vamos a encontrar al pasar la página, tal vez no al detalle, pero sí que no tenemos duda alguna del contenido. Excepto en el final, que reconozco que esperaba algo totalmente diferente... y no digo más sobre el tema. Porque en ese punto si que me sonreí, pero de incredulidad.

     Me he encontrado con un libro excesivamente ligero que bien podría haberse titulado "limpieza en una hora de karma y pecados". Para un rato muerto, junto a una piscina, si nos han regalado el libro, y no hay nada mejor que hacer, ni de qué hablar, ni pasear, ni móvil para jugar... o tal vez sea yo, que no tengo sentido del humor y no pude quitarme la sensación de estar viendo un capítulo de dibujos animados. Pero esperaba más de la historia, me niego en redondo a pensar que porque un libro sea divertido no puede tener un argumento y unos personajes sólidos.

     Y vosotros, ¿os cuesta más reír o llorar leyendo?

     Gracias

93 comentarios:

albanta dijo... [Responder]

También creo que es más díficil hacer reír que llorar. Me gustó por ser una historia refrescante y desenfadada que se lee sin esfuerzo. Pero a este autor hay que leerle sin esperar mucho más.

Laura dijo... [Responder]

A mi me cuesta mucho que un libro (e incluso una peli) me haga reír. Llorar me cuesta menos, será que soy de lagrima fácil. Este autor lo tengo pendiente, pero todavía no se cuando le tocará el turno.
Besos!

loquemeahorro dijo... [Responder]

Muchísimo más difícil hacer reír, para hacer llorar hay muchos más recursos, y mucho más universales.

Yo me lo leí al principio del verano, muuuucho después del boom inicial, y creo que su gran problema es que lo vendan como el no va más del humor.

Yo no me reí, pero sí que me pareció una novela entretenida, y bastante original. Si no buscar reírte sino pasar un rato sin complicaciones, está bien.

¿Moralista? Bueno, es que va del karma ;-)

Atalanta dijo... [Responder]

He visto varios comentarios del libro en ese sentido, y como lo hojeé en la biblioteca y no me convenció, aparcado del todo que se queda.
Besos!

Pablo dijo... [Responder]

No podría estar más de acuerdo

Ismael Cruceta dijo... [Responder]

No es una obra maestra, ni de lejos, pero creo que no tiene pretensiones, y es muy ligera y muy blanca, como dices. Tiene fallos, como su mecanicidad, pero en general creo que si el lector sabe que se "enfrenta" a una obra de este tipo no le defraudará.
Besos!

Lady Aliena dijo... [Responder]

Me río más fácilmente, pero últimamente estoy más sensiblona. No sé, pero me ha pasado que he tenido que cerrar el libro porque no podía seguir leyendo. Nunca me había pasado con anterioridad.
Éste no me lo voy a llevar. Besos.

Tamara López dijo... [Responder]

A mí es más fácil hacerme llorar que reír... tengo curiosidad por este libro :D

Carax dijo... [Responder]

Bufff a mi que, lo siento, pero este autor me da hasta pereza... Me da que aunque te hubiese encantado no me hubieses convencido!
Besos

Inés Mármol dijo... [Responder]

Una amiga está empeñada en que lo lea, pero por algún motivo no me llamaba mucho, y después de leer tu reseña creo que puede seguir esperando. Y es una lástima, porque me encantan reírme con un libro yo sola en mi sofá como una loca.
Gracias por compartirlo! Nos leemos!!

Jara dijo... [Responder]

Coincido plenamente con tus impresiones. Me resultó absolutamente decepcionante. Es cierto que el humor en la literatura es difícil pero hay quien lo consigue con resultados brillantes, sin ir más lejos, Eduardo Mendoza que me ha hecho pasar unos buenos ratos este verano con El misterio de la bolsa y la vida.
Esta novela fue mi estreno y un nunca más con este autor. Más cuando tengo tantas novelas interesantes tirándo de mi y sin poder estirar más el tiempo.

Besos

Mónica-serendipia dijo... [Responder]

No me gustó nada este libro. De hecho, ya me he borrado de este autor :-) le di una oportunidad a Safier porque muchos amigos me decían eso de que "te partes de risa". Leí "Jesús me quiere" y ni sonreí, aunque me resultó ameno. Me dijeron que probase con "Maldito karma" porque era el mejor, y yo, obediente, lo leí. Me gustó menos que el anterior.
Y además de lo que tú señalas sobre tópicos, ligereza y argumento, lo peor de todo es que aún estoy esperando eso de reirme. Soy una rancia y Safier no me hace maldita la gracia. Bss

MeriiXún dijo... [Responder]

Hola!
Es más fácil hacer llorar que reír. A mi el libro no me llama, y mira que lo tiene mi novio pero es que hay un algo que me dice: no lo leas! Y yo le hago caso a ese algo.
besos!

Belldandy dijo... [Responder]

Me alegro de ver una reseña con la que coincido. A mí el libro me entretuvo y me sacó algunas risas, pero también me cabreó y bastante, precisamente por lo de la moralina que comentas al principio ¿qué pasa? ¿una mujer no puede tener éxito laboral y tiene que anteponer su papel de madre a todo? Si fuera un hombre no pasaría lo mismo. Luego se hace ameno por lo absurdo de las situaciones que vive Kim, pero el final... Y ya no recuerdo muy bien pero creo que también se ponía moralista en esa parte con el tema del aborto...

En definitiva, que me pareció un libro odioso que enmascara su machismo detrás del humor y me sentó como tres patadas en el estómago.

Francisco dijo... [Responder]

Este título lo descarto. No me atrae el argumento. En cuanto a reír o llorar en las novelas, pues eso tiene que ser el autor o autora de turno quien sepa jugar con nuestros sentimientos y haga que afloren. Soy de risa fácil, pero también un tanto sentimental. Me pasó, por ejemplo, con Manolito Gafotas, de Elvira Lindo, que tuve que dejar su lectura pues la Elvira Lindo es toda una maestra en esto de hacer reír a la gente. No es que no me gustara la novela, es que no podía seguir leyendo, que no es lo mismo. Besos.

Laura Coll dijo... [Responder]

Estoy de acuerdo contigo, es más difícil hacer reír que llorar.
pero al contrario que a ti, a mí me gustó la novela, me hizo pasar un buen rato y reír mucho. Aún así, mi opinión estaba mancillada debido a que antes de leer este libro ya había leído otros del autor (que son más de lo mismo), por lo que este no lo disfruté tanto.

un saludo,
Laura

Concha Fernandez - De lector a lector dijo... [Responder]

A mi me gustó (sin carcajadas), pero creo que no esperaba más que, como tu dices, un libro sin pretensiones para leer en el borde de la piscina y ahí, con todos sus fallos, cumple su cometido. Besos.

ethan dijo... [Responder]

Es difícil hacer reír, y es complicado hacer llorar, pero el reto, el verdadero reto es, en una misma novela, hacer reír y llorar. Porque las novelas (como el cine, que dijo Truffaut) tienen que ser como la vida misma, con sus buenos y malos momentos.
Besos.

Capitán Smith. dijo... [Responder]

Me divertí mucho con este libro. Lo de llorar me cuesta aunque voy aprendiendo. Besos

Los libros de Dánae dijo... [Responder]

Yo también pienso que es más fácil hacer llorar que reir; esta novela no me llama demasiado la atención y eso que ya llevo tiempo viéndola por las librerias.

Marsar dijo... [Responder]

Lo leí en su momento (y también Jesús me quiere, que es más de lo mismo), y creo que me pasó un poco como a ti: me resultó psee; el ingenio del giro inicial enseguida pierde cafeína, y los personajes no son gran cosa (lo de Casanova en particular me chirrió bastante).

Y desde luego que un libro divertido puede (debe) tener profundidad: en mi opinión, eso es lo que aumenta el valor de una lectura :-).

Me resulta en general difícil que un libro me haga reír o llorar (creo que soy de sentimientos contenidos, jeje).

El pájaro verde dijo... [Responder]

Creo que me pasa como a ti, a veces pienso también que no tengo sentido del humor. No es la primera vez que leo uno de esos libros que se venden como desternillantes y me quedo con la sensación de haberme perdido algo. Que no me parece para tanto, vamos, así que soy bastante remisa a embarcarme en este tipo de lecturas. En este caso comentas que la novela se torna bastante predecible y yo creo que la carcajada la provoca muchas veces la sorpresa y lo inesperado, así que de momento esta novela la voy a dejar pasar.
Besos!!

Teresa dijo... [Responder]

Coincido contigo, es muchísimo más difícil hacer reír que llorar.
A mí me gustó, no tanto como esperaba; para pasar el rato, y no me animo de momento con algún otro del autor.
Un beso!

Joaquín Galán dijo... [Responder]

Hay libros así,con un halo sagrado que nos encandila antes incluso de tenerlo en nuestras manos y que a menudo todo termina en decepción.Me ocurrió con varios de ellos pero,para mí desde luego, el caso más más sonado fue "El guardian entre el centeno".Me pasé años oyendo alabanzas de esta novela hasta que me decidí a comprarlo y a leerlo y a duras penas pude terminarlo...

Yo, ante un libro,suelo reír más que llorar.Aunque también alguna vez se me han humedecido los ojos ante un libro.

Un abrazo

Mi Álter Ego dijo... [Responder]

A mí me cuesta más llorar porque, en muchas ocasiones, siento que están buscando la lágrima fácil y eso me indigna. Jajajajaja. Había leído muy buenas reseñas de este libro pero ahora no estoy muy segura de qué hacer porque, como dices, el hecho de que sea un libro de humor no implica que la historia no pueda tener ninguna profundidad. Un besote!!!

Mayte Esteban dijo... [Responder]

Es de esos libros que te preguntas si era para tantas ediciones. Para un rato, sin más. Yo me reí mucho más con los comentarios sobre el libro en el club de lectura que lo leí hace tres años.

Besos

David Villar Cembellín dijo... [Responder]

Seré breve: ¿os imagináis un libro con un argumento tan frívolo que lo podría haber firmado el mismísimo Jorge Javier Vázquez, y a la vez aderezado con fraseología metafísica digna de Paulo Coelho, y viceversa?

Ligero, pueril, tontorrón y definitivamente insustancial, "Maldito libro". Pobre karma.

Leira dijo... [Responder]

A pesar de ser una persona muy risueña, me cuesta mucho reirme mientras leo. Este libro, no me hizo reir nada y me pareció un poco tonto. Besos

Joanna dijo... [Responder]

No conocía este libro. Parece bastante entretenido. Muchas gracias por la información.

Besos

Fesaro dijo... [Responder]

Tengo que retomar a este autor y este podría ser un buen libro

Tatty dijo... [Responder]

Lo tengo desde hace un montón de tiempo en la estantería y cada vez me da más pereza ponerme con él porque tengo la impresión de que no lo voy a disfrutar
Besos

Aglaia Callia dijo... [Responder]

La verdad es que el libro no me llama del todo, me tiene un poco indecisa, y eso por lo general no es buena señal. Respecto a tu pregunta, creo que ambas cosas, no es fácil que llore o ría con un libro; pero pensando en ello, diría que llorar es más difícil, porque al fin y al cabo hay modos fáciles de sacar risas, que son fáciles también (no risas tipo Buenos presagios, por ejemplo, que eso es cosa seria), pero el llanto es tan sentido que un libro debe de ser muy bueno para provocarlo.

Besos.

Raúl Omar García dijo... [Responder]

Parece una buena novelita para en viaje en tren de ida a la costa.
No me cuesta ni reír ni llorar, pero para que me cause gracia, tiene que estar realmente bien intencionado lo que el autor haya plasmado en ese pasaje.
Saludos.

Rober dijo... [Responder]

Yo creo que a mí me cuesta mucho más también sonreír leyendo, no sé. Además, como tampoco me va cualquier tipo de humor, pues también influye. Esta por ejemplo es de las que creo que no me van demasiado. Con el negro o con el humor inglés me acomodo más :)

Besines!

Maribel (Blog de Vanedis) dijo... [Responder]

Pues creo que soy un bicho raro, pero te diría que me cuesta mucho más reir con un libro que llorar....con que me maten a un animalico en un libro me pego ya una llantina que no te digo (aunque matar a alguien sea un recurso fácil) en cambio, libros que me ha han hecho reir, la verdad, bien pocos (como mucho, alguna sonrisilla de vez en cuando, pero me cuesta mucho, la verdad).
Yo leí este libro y me entretuvo, así que creo que cumplió su cometido. Carcajadas no solté, pero recuerdo que me hizo sonreir en alguna ocasión....me gustó bastante, la verdad.
Besos !

Marisa C. dijo... [Responder]

Nunca me atrajo especialmente este libro, pero ahora con tu reseña he terminado de decidirme. Abrazos.

Blanca dijo... [Responder]

Yo también leí esta novela esperando la gran comedia, bien es cierto que sonreí, que pasé un rato agradable, que lo mejor casi fueron las notas de Casanova. Pero no me salieron las carcajadas que ha producido a otros lectores.
Me sirvió para saber como son los libros de Safier.
Un abrazo

Happiness life dijo... [Responder]

ME gusta tanto llora rcomo reir ^^
La verdad esque disfruté como una enana de este libro <3

Enzo dijo... [Responder]

Siempre que me encuentro con este libro en la librería tengo tentación de cogerlo pero me da la impresión de que me va a defraudar, aunque había leído otras reseñas positivas.
a
Ahora ya estoy seguro de que me va a defraudar, así que se acabó la tentación.
Me cuesta más, mucho más llorar que reir con una lectura y cuando se me ha hecho un nudo en la garganta ha sido con lecturas sobre realidades de la India y de África.
Un beso.

Nina dijo... [Responder]

Yo no he leído nada del autor, pero la verdad el humor en los libros como que no es lo mio.

Isa dijo... [Responder]

Ya sabes que a mi tampoco me pareció gran cosa, y eso que a mi sí me gustan los libros de humor. Coincido contigo en que lo más que se puede destacar es el personaje de Casanova.

Azalea Real dijo... [Responder]

Creo que es un tipo de humor muy específico que no encaja conmigo, no lo leeré.

Besos.

Tizire dijo... [Responder]

Cada vez tengo menos ganas de estrenarme con el autor. 1beso!

The An5a dijo... [Responder]

Holaa^^
No lo conocía, pero no tiene mala pinta.
Gracias por la reseña.
Un beso<3

Margari dijo... [Responder]

Me cuesta también reír con una novela. Creo que es lo más difícil. Y quizás por esta razón no termino de animarme con el autor. Aunque creo haber leído en algún sitio que con su último libro ha cambiado de registro.
Besotes!!!

Mela dijo... [Responder]

Hola Silvia... pues este libro parece interesante
Hay mucha gente que cree en la reencarnación... imagina que fuese cierto... de aquí a X años, la Tierra estaría poblada solo por hormigas ;-)
Me río fácilmente leyendo un libro... llorar, llorar, no... los ojos llorosos, sí
Besos

Roli Rodríguez dijo... [Responder]

A mi es igual de complejo hacerme llorar que reír, soy como un robot. En particular esto me parece interesante, algo fuera de lo ordinario, gracias por la recomendación.

Saludos, nos leemos!

Vanesa Morote dijo... [Responder]

Se ve una novela muy entretenida y divertida, aunque no es mi estilo, a lo mejor le doy una oportunidad.
Un beso

Miranda Aye Sleepingroses dijo... [Responder]

Hola!
La portada de este libro me llama la atención >.< No lo conocía, pero no creo que sea de los míos, la verdad.
Creo que en mi caso es muy fácil hacerme reír... Y llorar también, así que... jajajaja.
Besos!

LAKY dijo... [Responder]

Sin duda, es mucho más fácil que un libro me haga llorar que reir
Este libro me gustó y me hizo sonreír pero no reír a carcajadas.
Besos

Neftis dijo... [Responder]

Este libro me gusto un monton. Recuerdo que me lo pase muy bien sobre todo con las notas a pie de pagina con las anotaciones de Casanova. No llego a sacarme una carcajada pero si que me saco sonrisillas.

Saludos

Angela Leon dijo... [Responder]

Desde leugo en mi caso para que me ría con un libro, o en el cine o la televisión hay que hacer un gran esfuerzo, no porque sea seria sino porque habitualmente no me hacen gracia. Ahora las lágrimas se me caen con nada.

Este libro no me llama. LO dejo pasar :)

Bs.

CHARO dijo... [Responder]

Soy una persona que rie y llora con facilidad......Besicos

Alejandra Sanders dijo... [Responder]

El año pasado vi el libro en una librería, me gustó la portada y se veía interesante, pero no lo compré, lo que si hice, fue buscarlo en Internet, y lo tengo, pero a la hora de decidirme entre el cúmulo de libros digitales que poseo, busco otros temas y según tu reseña creo que lo dejaré en los últimos lugares de los tantos títulos que me esperan, abrazos.

Marya dijo... [Responder]

Veo que no es una lectura excepcional y como tampoco me llama demasiado creo que lo dejaré pasar aunque la portada me gusta. Un besote :)

shaka lectora dijo... [Responder]

Tengo ganas de leer este libro, será curiosidad después de tanto oír hablar de él. Creo que acabaré picando, aunque no sé ni cuando.

Respondiendo a tu pregunta, muchas novelas me han hecho llorar: de rabia, indignación o pena pero reír... muy pocas :)

Un beso shakiano!!!

shaka lectora dijo... [Responder]

Tengo ganas de leer este libro, será curiosidad después de tanto oír hablar de él. Creo que acabaré picando, aunque no sé ni cuando.

Respondiendo a tu pregunta, muchas novelas me han hecho llorar: de rabia, indignación o pena pero reír... muy pocas :)

Un beso shakiano!!!

Yossi Barzilai dijo... [Responder]

Sí, sí, yo tampoco le cogí el punto y no leí más de 20 páginas, es que no podía con él, no me hacía gracia. Ya sabes con qué autores me río, no es que no me guste el humor, es que este en particular.... Besos

AMALIA dijo... [Responder]

Apunto este libro.
Soy muy sentimental y me emocionó pronto.
Creo que es más difícil hacer reír.
Besos. Feliz fin de semana.

J.P. Alexander dijo... [Responder]

Uy me desinflaste el libro, sino te hace reír bien. Y solo se queda en el propósito, da pereza leerlo- Gracias por la reseña. Te mando un beso y buen fin de semana

sabores compartidos dijo... [Responder]

Bueno pues creo que si es para echarse unas risas o sonrisas debe estar atracxtivo ya que los de llorar siempre es mas facil cogerlos el punto.
unos besotessssssssssss

Belle Sabattin dijo... [Responder]

Hola! he visto muchas veces este libro en las librerias y no terminaba por convercerme... y ahoa definitvamente no creo que lo lea, ya que pensé que por tratar el tema del Karma podia ser un libro mucho más profundo, pero por lo visto no es así.

Saludos y gracias por la reseña!!

Marisa G. dijo... [Responder]

¡Vaya repaso! jejeje.. Bueno, ahora que ha sacado otro libro y es más serio lo mismo te gusta más. Es verdad que a mucha gente (entre la que me incluyo) le ha gustado este libro pero lo genial de todo este tinglado es que haya opiniones tan distintas. A mí me pareció una historia original y bajo mi punto de vista, sí entendí el supuesto mensaje que tiene: el valorar lo que tenemos antes de perderlo. Pero bueno, para gustos los colores. Por cierto, estoy leyendo cierto libro sobre los Cárpatos... jejejeje. Besos.

Narayani dijo... [Responder]

A mí me entretuvo y con eso me di por satisfecha. Me daba miedo también ponerme con él por todas las reseñas que había leído dociendo que era muy divertido. Mi opción fue afrontar la lectura pensando que no me iba a hacer gracia y al final lo disfuté.

Coincido contigo en lo del final. Muy precipitado

Besos!

Framboise dijo... [Responder]

:) Ya de vuelta de mi paréntesis playero, intento ponerme al día pero... no sé si lo conseguiré.
El libro de hoy: a mí me gustó, por lo original y lo divertido; de vez en cuando viene bien ya que para lo otro tenemos la lectura del periódico :((
Y de este autor he leído varios, precisamente buscando lectura ligera, refrescante. :)
Desde luego hacer reír es muuucho más difícil que hacer llorar; para mí, no hay duda.
Nos "vemos"
Besos lectores.

Nesa Costas dijo... [Responder]

Está claro que me gustó más que a ti jejeje Te doy la razón en muchas cosas. Lo leí hace tiempo y me resultó entretenido, me divirtieron los extra como Casanova y me pareció original.
El final no lo recuerdo muy bien, así que no debió gustarme. Tengo que echarle un vistazo que ahora me pica la curiosidad :-)
Besos

Nesa Costas dijo... [Responder]

Está claro que me gustó más que a ti jejeje Te doy la razón en muchas cosas. Lo leí hace tiempo y me resultó entretenido, me divirtieron los extra como Casanova y me pareció original.
El final no lo recuerdo muy bien, así que no debió gustarme. Tengo que echarle un vistazo que ahora me pica la curiosidad :-)
Besos

Nesa Costas dijo... [Responder]

Está claro que me gustó más que a ti jejeje Te doy la razón en muchas cosas. Lo leí hace tiempo y me resultó entretenido, me divirtieron los extra como Casanova y me pareció original.
El final no lo recuerdo muy bien, así que no debió gustarme. Tengo que echarle un vistazo que ahora me pica la curiosidad :-)
Besos

Manuela dijo... [Responder]

A mí este autor me da mucha pereza y es que el humor, en los libros, no es lo mío. Este género suele resultarme decepcionante y de verdad que sí tengo sentido del humor ;)
Besos.

Lídia Montiel dijo... [Responder]

Hola Silvia. Este libro me lo regaló una amiga hace tiempo y me gustó leerlo ya me distraje muchísimo. Las lecturas cuesta mucho que provoquen reír, por eso cuando encuentro uno creo que es una bendición. Pienso que es más fácil hacer llorar en las lecturas. De todas formas contestando a tus preguntas llorar me cuesta mucho últimamente tanto con un libro como en cualquier ocasión de la vida real. Así que voy a carcajada limpia por la vida y los libros si se tercia.
Un beso.

La vecina del 5º dijo... [Responder]

Hola. ¡Qué casualidad! Las dos hicimos ayer una entrada sobre el mismo autor aunque de diferente libro. Suscribo totalmente lo que dices: bien para leer cuando no tienes nada que leer. Me gustó como entretenimiento pero no lo volvería a leer y tampoco me reí a carcajadas como todos decían que ocurriría. Un saludo.

Mona Lisa dijo... [Responder]

Hola
Yo tengo facilidad para ambas cosas pero ha habido pocos libros que me hicieran reír a carcajada limpia.
He oído hablar muy bien de Safier pero aún no he puesto las manos encima de sus libros. Veré a ver que tal.
Gracias por tu reseña.

Un beso :)

Omaira G dijo... [Responder]

¡Hola! Pues la verdad es que a mí si que me gustó bastante, lo leí por pura casualidad sin conocer opiniones previas de él y recuerdo que si tuve un par de momentos donde me puse a reírme mientras lo leía. Me parecía ingenioso y con desparpajo. En cambio, otro que leí del autor (Jesús me quiere) me pareció simplón y no me divirtió mucho. ¡Saludos! ;-)

Amílcar Luis Blanco dijo... [Responder]

DEspués de tu comentario no me dan ganas de leer el libro porque entiendo a qué te refieres. Algunos escritores encuentran una receta y la repiten.
La idea de ir de muerte en muerte para redimir los pecados de adulterio y no se qué más, reencarnándose la fulana de pulga a perro, de perro a caballo, me hace recordar el esquema de "Estaba la rana sentada debajo del agua . . .".
Bueno gracias por tus lúcidos conceptos y el ahorro de tiempo que me significarán.

Chechu Rebota dijo... [Responder]

Lo tengo en mi punto de vista desde que leí unas reseñas muy favorables y descubrí que hay un ejemplar en la biblioteca de mi localidad.
Hacer reír es infinitamente más difícil, solo hay que abusar de la pornográfica sentimental y del drama. En cambio el humor es mucho más exigente tanto a nivel personal (a cada uno le hace gracia una cosa), como a nivel intelectual

Ana Blasfuemia dijo... [Responder]

Menos mal, porque le llegas a coger el punto al Safier este y me desmontas todos los prejuicios que tengo con él :) Me cuesta, me cuesta pillar el humor en los libros, aunque para eso siempre recurro al humor inglés, con el que encajo bien (creo que en lo único).
Voy con retraso, pero voy ;)

Gracias y besos!

Caminante dijo... [Responder]

Pues yo, en cambio, he visto bastantes reseñas negativas de este libro... Así que uno menos (aunque tampoco es que me hubiera planteado mucho leerlo).
Besos!

Marilú CuEnTaLiBrOs dijo... [Responder]

Pues no lo recomiendas ¿no? :)
Tu título alternativo suena bien además, jeje. Leí un Safier hace mucho, entretenido sin más pero no guardo tan mal recuerdo. Era joven.
El humor es difícil y el mío a lo mejor está extraviado, mejor no me arriesgo.
Besos

Isabel dijo... [Responder]

Pues la verdad es que guardo muy buen recuerdo de este libro, me gustó mucho porque me hizo reir y pasar un buen rato. Además el mensaje final me gustó mucho porque aunque es algo bastante obvio, me refiero a lo de la familia y todo eso, no quiero decir mucho más por no desvelar nada, pero supongo que sabes bien a lo que me refiero, pues como digo hay gente que parece que no es consciente o que debemos pararnos a veces un momento y que alguien nos lo recuerde porque, al igual que a la protagonista, con el ritmo de vida que llevamos parece que se nos olvida. Besos.

kabu leyendo es gerundio dijo... [Responder]

Lo acabo de leer y comentar, es un libro malísimo. De todo tiene que haber. Un besote!

Ángel dijo... [Responder]

Me parece muy bien que hagas entradas críticas sobre libros flojos que han alcanzado cierta fama, tan importante son tus recomendaciones de libros que merecen la pena como las que nos ahorran libros que no o nos dan una idea sobre si lo que encontraremos podría decepcionarnos.

Felicidades por la entrada!

Anuca dijo... [Responder]

La verdad es que soy facilona para los dos casos jeje, pero creo que la comedia es mas complicada.
Este título lo tengo en el punto de mira desde hace tiempo por los comentarios que suscita, igual que te pasó a ti; pero no me acabo de animar, hay un no sé qué que sé yo que me tira para atrás. Temo que me pase algo parecido a ti :)
Un besin

Marina Ortega dijo... [Responder]

Bueno, yo reconozco que no me morí de la risa con este libro pero sí que consiguió sacarme una sonrisa en algunas partes :)

Darío dijo... [Responder]

Quiero reírme yo también, si todos ríen... Un abrazo.

Maria Iona dijo... [Responder]

Aquí tienes una de esas personas a las que no le gustó el libro. Tu comentario me parece absolutamente acertado, pero yo añadiría que ante determinados comportamientos/pensamientos de la protagonsita (y no me refiero a los que tiene estando viva) serían merecedores de un castigo mayor XDD. Lo siento, pero no puedo reirme cuando le cojo tanta manía a un personaje.
Saludos!

Meg dijo... [Responder]

A mí me cuesta más reír, pero me río, lo que pasa es lo que te comenté con este hombre, me da pereza. Un besote!

Eva dijo... [Responder]

Quiero darle una oportunidad al libro porque mi madre se lo leyó y me habló muy bien de él (y para que ella se lea algo tan deprisa y le guste, tiene que ser algo especial).

Creo que yo no tendré problema en reírme y pillarle el punto, soy de carcajada muy fácil y cualquier gilipollez hace que llore de la risa. XDD Soy algo simplona.

Besitos <3

Shorby dijo... [Responder]

La verdad es que soy de humor un poco peculiar... y a este hombre o le cogí el punto en absoluto.
El libro lo leí en tres días aprox, me entretuvo y demás, pero no me hizo nada de gracia (y todo el mundo me había dicho que se partía con él!!!).

En cuanto a llorar leyendo, también ha caído alguno =)

Besotes

Sheol13 dijo... [Responder]

Simplemente me encantó... Un abrazo.

Cartafol dijo... [Responder]

Si es ligero, a mi creo que me cuesta más reír, también me pasa en la tele, no encuentro la gracia a ningún video de esos tipo "vídeos de primera" y cosas así los dúos tipo "martes y trece". ... soy así de raruna

Las Recetas de Manans dijo... [Responder]

Este lo tengo en casa y lo que me gustó!. Lo he dejado a varias personas y a todos les alegró el día,je,je.

Ariel dijo... [Responder]

Me ha gustado tu comentario ya que, sin haberme leído el libro, me daba la impresión de que sería demasiado liviano.

En cambio, lo he regalado un par de veces y he acertado.

Besos.

Juan Esteban Bassagaisteguy dijo... [Responder]

Me prestaron el libro que reseñás (hace varios meses), pero aún no lo he leído.
Personalmente, me cuesta más llorar que reír leyendo un libro: no recuerdo haber lagrimeado nunca al momento de pasar las páginas de un cuento o novela; pero sí reído.
¡Saludos!