martes, 31 de mayo de 2016

Todo lo que no te conté. Celeste Ng


     "Lydia está muerta. Pero eso aún no lo saben. 1977, 3 de mayo, seis y media de la mañana. Nadie sabe nada excepto este dato inocuo: Lydia llega tarde a desayunar."

     Me enamoré de este libro la primera vez que leí el título, lo cual tiene todo el sentido del mundo ya que, aunque prefiero títulos cortos, siempre me acabo por enamorar de algún título largo. Eso sí, no muchas veces, nunca más de una al año o cada dos. Por eso, hoy traigo a mi estantería virtual, Todo lo que no te conté.

     Estamos en Ohio en los años setenta cuando conocemos a la familia de Lydia Lee. Una familia mixta con tres hijos una madre rubísima y un padre asiático. Son diferentes, así que destacan y no de una manera positiva; las cosas son mucho más difíciles para ellos. Y ahora, además, desparece Lydia, la única hija que se parece a su madre, la niña en la madre deposita sus frustraciones para que consiga lo que ella no pudo. Entramos así en el territorio familiar.

     Celeste comienza la novela con una frase de tres palabras que se clavan como dardos en el lector: "Lydia está muerta" dice. Y no tenemos que preguntarnos de qué irá la novela, aunque si nos preguntaran, seguramente nos equivocaríamos en nuestra hipótesis. Porque Todo lo que no te conté es una novela familiar que trata de frustraciones y errores, de padres e hijos, de situaciones superadas o enquistadas y de pequeños gestos delante de un tazón de cereales que se remueven hasta convertirlos en puré. Todo lo que no te conté trata de las familias, y lo hace desde ese espacio cálido y privado que es la cocina, lo que nos obliga a mirar la biografía de su autora y preguntarnos si no habrá algo de verdad en el fondo de esa familia (que no en las formas marcadas por la muerte), si James Lee, ese hombre asiático que destaca por su inteligencia y acaba de profesor buscando para ello especializaciones americanas, no tiene algo del padre de Celeste, aunque este se decantara por la física, pasión de la madre de la protagonista de su novela. Y es que, lejos de dejarnos un drama por la pérdida de una hija, lo que tenemos entre manos es una historia familiar completa, con lo bueno y lo malo, de una familia que tuvo las cosas más difíciles que el resto sólo por no ser de la misma etnia. James sufrió un rechazo que se manifestaba de forma sutil, no encajaba o tal vez no dejaban que lo hiciera, y por eso cuando su inteligentísimo hijo Nath fracasa en actividades de socialización y popularidad, no puede evitar decirle las mismas palabras que en otro tiempo le dañaron a él. Marilyn es esa mujer de cabeza privilegiada que quiso estudiar cuando las mujeres aún lo tenían difícil, renegando de la perfecta ama de casa que era su madre, para caer luego en el tópico de dejarlo todo por amor y sentir un vacío con olor a meta no cumplida que proyecta ahora en su hija Lydia. Y Hannah, esa tercera hermana que el lector acaba viendo como si fuera un "todo ojos" que procura aprender para no cometer errores. Y esta es la familia que nos presenta la novela que se va alejando poco a poco de la intriga para adentrarse en los personajes. Que nos los presenta mucho antes de la tragedia y nos deja ver cómo les llega a afectar procurando no caer en el dramatismo ni las culpas privadas que las personas tendemos a sentir cuando un hecho así sacude nuestras vidas.

     Me ha parecido una novela redonda, a ratos marcada por un dolor latente en los sentimientos de sus personajes, que se manifestaba por sorpresa provocando un efecto demoledor a uno y otro lado del libro. Una novela privada, llena de emociones contenidas y palabras nunca dichas en voz alta, como sucede en la mayor parte de las familias, en las que no hay nadie que lo cuente absolutamente todo. Y quizás por eso se antoja real, y vivimos las dificultades que tuvieron para seguir adelante los padres de estos tres niños, mientras buscamos lo sucedido con Lydia observando como sangra el tejido familiar en esa zona privada que sabemos nunca cicatrizará como es debido. O tal vez sí y sea yo quien piensa que hay lugares que jamás olvidan que recibieron un golpe. En todo caso Celeste no juzga eso como tampoco juzga a ninguno de sus personajes, los deja a criterio del lector y para ello los desnuda poco a poco con una prosa cristalina en la que sentimos que no hay embustes.

     Me ha gustado. Ültimamente lo que leo de esta colección no falla nunca. Echadle un vistazo al libro de la chica del apellido mínimo, id a la librería y buscad Todo lo que no te conté.

     Es curioso como hay libros que enamoran y personajes que enamoran. Hace no mucho hablamos de títulos, hagámoslo ahora de personajes. ¿Recordáis el último personaje que consiguió enamoraros?

     Gracias.

38 comentarios:

Maria dijo... [Responder]

Hola ^^
Me alegra que lo disfrutarás, parece un libro fantastico y no dudes que me lo apunto.
El último personaje que me enamoro es Ridge de "Tal vez mañana" *.*
El título de este libro es muy atrayente ;3
Besos

albanta dijo... [Responder]

Qué buena pinta. Me la apunto que creo que me podría gustar.

Tatty dijo... [Responder]

No lo conocía pero me ha llamado bastante la atención, todo lo relativo a familias me atrae
Besos

Agnieszka dijo... [Responder]

Ya sabes que me ha gustado. Estoy totalmente de acuerdo contigo- una novela redonda. Besos

Xavier Beltrán dijo... [Responder]

No lo conocía y, a pesar de tus palabras, creo que esta novela no es para mí. Me ha encantado, eso sí, lo de "la chica del apellido mínimo".

Un besito.

Inés dijo... [Responder]

Pues nada, a la lista va, aunque las desapariciones de hijos me causan un poquito de ansiedad no puedo dejar de apuntarla después de leerte.
Un beso

María dijo... [Responder]

Me recuerda a un título de Rosa Montero..."la ridícula idea de no volver a verte". No tiene nada que ver, pero me ha venido a la mente ese título. Me gusta eso de enamórame de los títulos...es como tener un flechazo con el libro.
Besos

Yakoytroy dijo... [Responder]

A mi lista de pendientes va. Un besote

Susana Zarzuela dijo... [Responder]

Hola, el último personaje por el que sentí algo fue Min, la protagonista de "Y por eso rompimos", es para achucharla. Y éste, si dices que es redondo, me lo apunto. Gracias!
un saludo.

Natàlia dijo... [Responder]

La portada y el título son preciosos. Y después de leerte, me la apunto sin duda. Creo que podría gustarme.
Un beso ;)

Rosalía Navarro dijo... [Responder]

Sin duda, el comienzo de la novela con esa frase corta pero contundente, no deja indiferente al lector.
Hay personajes que se te clavan en el alma y te hacen sufrir. Esas historias que al acabar su lectura es cuando comienza el comecoco en tu cabeza, dando vueltas sin parar. Me ha pasado muchas veces, y me crea angustia y a la vez me hace sentir viva la literatura. Y esos personajes que te enamoran son los mejores, aunque luego el propio creador los traicione.
Un abrazo.

Mi Álter Ego dijo... [Responder]

Por un lado me intriga saber qué pasó con la hija pero es que el tema de intrigas familiares me tira un poco para atrás... Jajajaja.

Yo estoy enamorada de Auri, de la Crónica del Asesino de Reyes. Es un encanto.

Besotes!!!

Mª Ángeles Bk dijo... [Responder]

La verdad es que la portada me encanta y el título me despistó, creía que iba por otros derroteros. Me gustaría indagar en esa familia.
Besos

Margari dijo... [Responder]

No me sonaba de nada. Y pinta la mar de bien por lo que cuentas. Podría animarme si me tropiezo con este libro.
Besotes!!

Manuela dijo... [Responder]

Éste ya estaba en mi lista y precisamente por su fantástico título, que fue lo primero que llamó mi atención.
Besos.

Victor dijo... [Responder]

El último libro que leí sobre una familia tenía una base muy parecida a esta historia. Vida de familia, te sonará, lo leí por tu reseña.
Y este libro lo acabo de apuntar, porque si has dicho que te gusta, no creo que tenga problemas en disfrutarlo también, muchas gracias por la reseña.

Aydita dijo... [Responder]

¡Parece interesante!
Besos

Abuela Ciber dijo... [Responder]

Si Mis Maple !!!
CAriños

José Ángel Moya Molina dijo... [Responder]

Te lo vi el otro día en el Instagram y la verdad es que me llamó muchísimo la atención. Me lo llevo apuntadísimo. Saludos :D

Nina dijo... [Responder]

Prefiero bastante el titulo en ingles xDD pero bueno apuntado esta

Yomi MR dijo... [Responder]

¡Holis! Pues un título largo que me llama la atención, es bonito conocer a otras familias, sobretodo, me encantan las que no son típicas, y luego la fecha en que está ambientado, no era nada fácil, sin dudas que le daría una oportunidad, un beso :3

Neftis dijo... [Responder]

Me alegra que lo hayas disfrutado, yo por el momento lo voy a dejar pasar.

Saludos

mar dijo... [Responder]

Yo hace tiempo que no empatizo con un personaje, asi que me llevo la novela y me pasa como a ti. Besinos.

Mi tarde junto a un libro dijo... [Responder]

Hola! Tiene muy buena pinta, lo buscaré para leerlo muy pronto. Los últimos personajes que me enamoraron, Álex y Oliver del libro Pero a tu lado.
Besos!

Raúl Omar García dijo... [Responder]

Esta historia familar me gusta más que la anterior que nos presentabas.
No recuerdo ahora de haberme enamorado de algún personaje.
Saludos.

Atalanta dijo... [Responder]

A mí no me llama nada, de nada.
El último personaje que me enamoró... bueno, no sé si la palabra sería enamorar pero la Muerte y Vimes de Pratchett (que he conocido hace poco) me han caído fenomenal, y quiero saber más de ellos :-)
Besos.

rossy dijo... [Responder]

Joder, ese "Lydia está muerta" impacta ... Anotado.

bsos!

Marisa G. dijo... [Responder]

Menudo inicio. Muy impactante. La verdad es que tiene una pinta estupenda. A mí el título me parece muy sugerente como a ti aunque la cubierta me echa para atrás. En cuanto a personajes.. uffff.. no sé.. muchos. Besos

Carax dijo... [Responder]

Ya le había echado el ojo, y lo que cuentas me gusta todavía más, así que a la lista
Besos

Noelia dijo... [Responder]

Me lo llevo Silvia, estas lecturas que te hacen nudo al final son experiencias gratificantes su lectura. Me ha dado ansiedad ya a medida que te leía, no quiero imaginar cuando los escuche a ellos.
Gracias por traernosla.
Besos

Marta R. dijo... [Responder]

Tiene buena pinta, aunque me da un poco de miedito; me suelo involucrar mucho en lo que leo y a veces (muchas) me quedo fatal...
La última novela que me enganchó así, fue El mar de la tranquilidad. Los dos protagonistas me encantaron.

Anita Nsf dijo... [Responder]

No lo conocía y no pinta nada mal

Conxi dijo... [Responder]

Que buena pinta. Me lo apunto.

Ariel dijo... [Responder]

Por tu reseña me ha parecido un libro que rezuma dolor. Uno de esos dolores quizá no evidente pero que van supurando y acaban calando en el lector. Me parece muy interesante la historia pero para el momento adecuado.

Creo que esperaré a que lo sea.

Besos

Shorby dijo... [Responder]

Primero: Me lo llevo, me encanta el trocito que has puesto.

Segundo: Personajes.
Ansset (Maestro Cantor), Mendel (Mendel el de los libros), Kvothe (El nombre del viento), Sirius Black (Harry Potter), Yaya Ceravieja (Mundodisco)

Besotes

Conxi dijo... [Responder]

Devorado. Me ha gustado mucho mucho. Es una historia dura sobre todo si tienes hijos. Pero te hace reflexionar sobre las expectativas que tenemos en ellos. De lectura obligada.

Cristina Roes dijo... [Responder]

Ir por ir, no vamos. Pero si tú dices "id a la librería y buscad Todo lo que no te conté", iremos!
Gracias por tu reseña.
Besos, chiquilla.

jjose712 dijo... [Responder]

@Victor
Son novelas considerablemente diferentes. Debo reconocer que yo me llevé un chasco con Vida familiar (que venía precedido de excelentes críticas y algún que otro premio). La novela de Sharma es una crónica familar de emigración, con tragedia incluida, que marca la historia personal del protagonista.
Se que esto no se suele decir, pero para mí a la novela de Sharma le faltan páginas (que expliquen la evolución del adulto en que se convierte el niño protagonista).
La novela de Ng es lo que se suele conocer como thriller literario. En realidad es una novela de secretos (la mayoría tienen poco que ver con la muerte de Lydia). Están los secretos de los padres (la novela contiene abundantes flashbacks que además dan idea de lo que era tener una relación interracial en la america de los cincuenta) y los propios secretos intrafamiliares. También supone una crónica de como queriendo mucho a tus hijos puedes hacerlo rematadamente mal.
Todo lo que no te conté es mi novela favorita de este año. Que duela la muerte de un personaje que sabes que a muerto desde la primera linea dice mucho de la habilidad de la escritora para hacernos empatizar con unos personajes que distan mucho de ser perfectos pero que son perfectamente reconocibles